Pensiones

Los ministros económicos avisan a Sánchez: la UE quiere pactos con el PP en pensiones

La reforma sobre las pensiones será la primera que el Ejecutivo abordará en 2021. Podemos no quiere respaldar el 'plan Escrivá' y la Comisión Europea advierte de que espera amplias mayorías parlamentarias 

Pedro Sánchez y Nadia Calviño en el Congreso
Pedro Sánchez y Nadia Calviño en el Congreso Europa Press

En el Gobierno circula con fuerza la tesis de que, tras las elecciones en Cataluña, se impondrá la “agenda europea” y que ante ella también se arrodillará Pablo Iglesias. El Ejecutivo debe avanzar en reformas sobre pensiones, empleo y fiscalidad para obtener los fondos europeos necesarios para la recuperación. El primer escollo serán las pensiones, afirman varias fuentes del Gobierno a este diario. Y el grupo de ministros económicos o moderados, liderados por Nadia Calviño, ha avisado a Pedro Sánchez de que será necesario el entendimiento con el Partido Popular.

Los emisarios del Gobierno activos en Europa sostienen que la Comisión quiere una amplia mayoría parlamentaria para blindar la reforma del sistema de pensiones y evitar que los próximos gobiernos la tiren abajo. España deberá abordar unos correctivos que sigan las directrices de la Airef y permitan reducir el coste para las arcas públicas. Y además lo deberá hacer con una mayoría parlamentaria que incluya al PP de Pablo Casado. "Existen presiones [de la UE]", aseguran desde el Gobierno

El texto que circula en los ministerios económicos, redactado por el departamento de Seguridad Social, prevé medidas y reajustes que no gustan a Podemos. El proyecto del ministro José Luis Escrivá promete a la UE rebajar el gasto público en esa materia, al pasar de 25 a 35 años el periodo de cómputo de las prestaciones futuras.

Los morados se niegan con rotundidad a apoyar dicha reforma, que califican de “incomprensible” porque derivará en “recortes”. El núcleo duro de los ministros económicos, sin embargo, no tiene dudas sobre la necesidad de esa política. "Es condición indispensable" para recibir el dinero europeo, advierten.

Pablo Iglesias durante acto de Podemos
Pablo Iglesias durante acto de Podemos EFE

SMI como moneda de cambio

Ante los mensajes que llegan de Bruselas, miembros del Ejecutivo ven necesario abrir una mesa de negociación sobre las pensiones y otros puntos de la política económica para convencer al PP. Mencionan la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), que Sánchez congeló hace pocas semanas para evitar que Iglesias se pusiera otra medalla, y que ahora podría rescatar y ofrecerla a los populares para entrar a formar parte de un gran pacto de política social.

Las relaciones en el ámbito económicos se pueden reconducir, confían miembros del Gobierno. El 'no' de Calviño al aumento del SMI no es definitivo, reconocen en el Gobierno. Y a partir del segundo semestre, si la campaña de vacunación funciona, se puede retomar el debate, tal y como desveló Vozpópuli.

La clave será la Semana Santa. Si se abre la temporada turística, el Gobierno cree que se recuperarán unos 300.000 empleos (entre hostelería, transportes, etc.), lo que daría el pistoletazo de salida a lo que los asesores de Sánchez llaman ya la nueva legislatura. 

Otra cosa será ver si el PP estará por la labor. “El problema es que el PP tiene una falta de enfoque y de imaginación política. Además de falta de capacidad estratégica, porque siguen con la misma visión de 2011: cuanto peor, mejor”, lamentan desde el Gobierno de Sánchez.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.
La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. EFE

Von der Leyen y el invierno caliente

Lo cierto es que la disyuntiva también se notará en el PP. Fuentes de los populares reconocen que en Bruselas llegan mensajes claros a favor de buscar pactos en las reformas económicas. La relación personal entre Casado y la presidenta de la Comisión, Ursula Von der Leyen, es muy buena y de confianza. Así que no se puede excluir un acercamiento de miembros del PP al equipo de Calviño, impulsado por la UE.  

Algunos en el PP sostienen incluso que existe la “voluntad” de dialogar con el PSOE sobre el asunto. Recuerdan, no obstante, su lejanía de Podemos y que los morados frenaron el desarrollo de la comisión parlamentaria sobre el pacto de Toledo. Entonces, la portavoz de Podemos, Meri Pita, admitió que el texto del acuerdo no era del todo satisfactorio para su partido. Y en estas semanas los morados han rechazado sin tapujos la reforma del ministro Escrivá. 

El pasado jueves, el diputado y segundo portavoz de Podemos, Rafa Mayoral, lo dejó claro. Dijo que la reforma de Escrivá “rescataba” el plan del PP, y que Podemos intentará frenarla, apelando incluso a los sectores socialistas contrarios a ella. "Lo que no vamos a hacer es callarnos sino defender los intereses de la clase trabajadora", ha enfatizado Mayoral para insistir en que van a velar para que se cumpla el acuerdo de Gobierno suscrito con los socialistas.

Hace pocos meses, los observadores parlamentarios preveían un otoño caliente en las relaciones entre los socios del Ejecutivo. Acertaron. Ahora entramos en un invierno también caliente, que dejará paso a una primavera en la que el Gobierno de Sánchez se va a jugar mucho de su futuro. Los analistas de la Moncloa creen que con los datos de los que dispone el Ejecutivo superará la tormenta de la covid y logrará incluso apuntalar una recuperación económica récord. 

"Si el PP reflexiona, verá que lo único que puede hacer es pactar", añaden en el Gobierno, donde, por otro lado, esbozan su plan estratégico para el futuro del Gobierno e incluso del PSOE, que consiste en dejar para el olvido el "estigma" de que los socialistas destruyen empleo. "Esa será la clave del relato de Sánchez", avisan.  

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba