Madrid, 19 de junio. Cientos de personas se congregan en Madrid en una “marcha por la libertad” en apoyo al pueblo saharaui. Entre ellas figuran dirigentes de Unidas Podemos. Se habla de referéndum y la formación morada tiende la mano a un “Sáhara libre”: “Tenéis un aliado”. Afirmaciones que en un contexto de tensión sin precedentes entre Madrid y Rabat han despertado voces de indignación en el reino alauí. “Provocación”, tildan desde las páginas de uno de los periódicos más leídos en el país vecino, acompañando la información de una viñeta satírica crítica con la gestión de España por la presencia del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali.

La crisis mantenida con Marruecos tiene precedentes. Antes de la entrada de Brahim Ghali en España, una parte del Gobierno -representada por Unidas Podemos- se manifestó a favor de la celebración de un referéndum en el Sáhara sobre su autodeterminación. Un gesto que irritó a las autoridades marroquíes, habida cuenta de que sus pretensiones sobre el Sáhara son uno de los pilares fundamentales sobre los que sostiene su política interior. Más aún desde que Washington reconociese recientemente la soberanía de Rabat sobre el territorio.

Esa tensión sin precedentes entre España y Marruecos condujo a la entrada de casi 10.000 personas hace más de un mes por vías irregulares a Ceuta, un episodio que colapsó a las autoridades y obligó al Gobierno a desplegar al Ejército para disuadir a los inmigrantes para evitar nuevas entradas. También a la retirada de la embajadora marroquí en España, Karima Benyaich, quien criticó a la ministra de Asuntos Exteriores y Cooperación, Arancha González Laya, por hacer -a su juicio- declaraciones “inapropiadas” y presentar “hechos erróneos” ante la opinión pública.

Malestar en Marruecos

En este contexto, Unidas Podemos ha vuelto a manifestar su apoyo al pueblo saharaui y a la celebración de un referéndum. La portavoz del partido en la Asamblea de Madrid, Carolina Alonso, participó de forma activa en la manifestación que se celebró en la capital el pasado sábado: “Necesitamos una solución duradera para el Sáhara. El referéndum y los acuerdos internacionales que reconocen la soberanía de este pueblo hermano”, recoge la cuenta oficial del partido en sus redes sociales.

El partido Podemos vuelve a provocar a Marruecos”, asevera el periódico marroquí Hespress, uno de los de mayor difusión en el país; Forbes llegó a incluirlo en el podio de los diarios digitales “más poderosos” en el mundo árabe. “Se moviliza para organizar una manifestación en el centro de Madrid en apoyo al Frente Polisario, en pleno apogeo de la crisis diplomática entre los dos países”, añade.

El artículo del diario marroquí, además de hablar de “provocación”, publica una viñeta en la que un toro con los cuernos cortados -símbolo de una España con poca fuerza- limpia con una bandera españolas las huellas de sangre que Brahim Ghali deja a su paso.

De acuerdo al análisis realizado por Hespress, “el partido Podemos es uno de los motivos que contribuyó a la escalada de tensión” entre Marruecos y España. Destacan su participación en el Gobierno de coalición que preside Pedro Sánchez y recuerdan la polémica reunión que Nacho Álvarez, secretario de Estado de Asuntos Sociales, mantuvo en febrero de 2020 con Suilma Hay Emhamed Salem, a la que calificó como “ministra” saharaui de Asuntos Sociales de la República Árabe Saharaui Democrática.

Un episodio que obligó a intervenir a la ministra de Asuntos Exteriores española, González Laya, para suavizar las tensiones derivadas: