El cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero ha sido imputado por el juez que investiga el 'caso Neurona' por un presunto cobro de 26.200 euros poco antes de que Podemos contratase a la consultora mexicana.

Sin embargo, la cúpula del partido se ha mantenido en silencio, sin mostrar ningún tipo de respaldo público al 'morado'.

El dirigente de la formación de Pablo Iglesias deberá declarar el próximo 15 de marzo a las 11.30 horas, según la providencia del Juzgado a la que ha tenido acceso 'Vozpópuli'.

El juez investiga un pago a Monedero desde la agencia de comunicación contratada por Podemos para su campaña de las elecciones generales de abril de 2019.

Dicha transferencia generó una alerta del Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención de Blanqueo de Capitales (Sepblac) por su aparente falta de motivación y las dudas sobre su legalidad.

Mientras que en agosto, cuando se conoció la imputación de Podemos por presunta financiación ilegal y de parte de su cúpula, algunos dirigentes salieron en defensa de la formación, en esta ocasión ha sido muy distinto.

El expediente acabó siendo enviado a la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional, que ha estado analizando la operación en secreto durante los últimos meses en una pieza separada de la causa sobre la presunta financiación ilegal de Podemos.

No obstante, la reacción de los dirigentes del partido que Monedero fundó no ha sido la misma que en anteriores imputaciones.

Silencio tras la imputación de Monedero

Mientras que en agosto, cuando se conoció la imputación de Podemos por presunta financiación ilegal y de parte de su cúpula, algunos dirigentes salieron en defensa de la formación, en esta ocasión ha sido muy distinto.

En aquella ocasión, algunos como Pablo Echenique aseguraban que "el objetivo de las acusaciones" no era "judicial", sino lograr "la difamación mediática".

Además, afirmaba, que dichas acusaciones quedarían "en nada".

Por su parte, el propio Monedero señaló entonces que la imputación a Podemos era fruto de "la trama de privilegios y corrupción amparada en la figura de Juan Carlos I". Una trama, según el fundador, "sostenida por banqueros del franquismo y responsable del saqueo de las arcas públicas del PP".

No solo eso, tal y como publica este miércoles 'Vozpópuli', Podemos tildó de bulo y "acusación fake" el 'caso Neurona', una trama que ahora acorrala a la cúpula de Iglesias.

"Rumorología" y "sin pruebas"

La formación 'morada' defendió que se trataba de una acusación basada en "rumorología" de la que no habían encontrado "una mísera prueba". No obstante, y a pesar de que indican que este caso es una "campaña más contra Podemos", ahora se ha imputado a Monedero.

Sin embargo, cuando han pasado casi diez horas desde que se conoció la imputación, la cúpula permanece en silencio en las redes sociales y en público, sin mostrar ningún atisbo de apoyo al cofundador 'morado'.

"Para decir que todos los políticos son iguales"

Monedero sí que ha reaccionado a su imputación. A través de su espacio, 'En la frontera', el 'morado' ha aprovechado su speech inicial para asegurar que "Podemos lleva 14 juicios archivados sobre financiación ilegal, sin ninguna prueba".

"Claro, no tienen más remedio que archivarlos. Pero el grueso de los medios de comunicación aprovecha las denuncias, aunque sean calumnias, aunque estén hechas por la policía política del PP", señala.

En el vídeo, Monedero acusa a "jueces que piensan que Podemos no puede estar en el Gobierno" de impulsar dichas acusaciones "para decir que todos los políticos son iguales".

"Sobre todo cuando el PP y Ciudadanos están acorralados. Uno por corrupto y el otro por inútil. Hay días en los que la normalidad democrática en España se hace muy dura", concluye Monedero en alusión a las recientes declaraciones de Iglesias en las que aseguró que en España, "no hay plena normalidad democrática".