El magistrado de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha archivado la investigación por el fallecimiento de dos policial tras el atentado sufrido por la Embajada española en Kabul (Afganistán) el 15 de diciembre de 2015.

El instructorconsidera que no puede recaer "una responsabilidad criminal en el embajador y la segunda autoridad, ni aún a título de imprudencia, por una posible omisión del Estado".