España

Máxima alerta entre los militares españoles desplegados en Taji tras sufrir un ataque con cohetes

Los efectivos desplegados en Camp Taji repasan el protocolo de actuación frente a agresiones y restringen de forma provisional actividades al aire libre dentro de la base

Militares españoles en la base de Camp Taji, en Irak.
Militares españoles en la base de Camp Taji, en Irak. EMAD

Tiempos turbulentos para la misión española desplegada en Irak. Tras la reciente tensión que se vivió en la región por la crisis entre Estados Unidos e Irán, hay que sumar ahora el ataque con misiles contra la base de Camp Taji, muy cerca de Bagdad. Los 80 militares españoles desplegados en este punto han desplegado una serie de medidas de protección excepcionales, siempre a la orden de la Coalición Internacional contra Daesh en la que están integrados.

Un portavoz del Ministerio de Defensa ha confirmado que todas las fuerzas españolas desplegadas en Irak -un total de 550 efectivos- se encuentran seguras y a salvo. El puesto más sensible, dados los acontecimientos más recientes, es el de Camp Taji: 18 cohetes Katyusha de 107 milímetros impactaron contra estas dependencias militares, que albergan a militares de diferentes países implicados en la lucha contra el terrorismo.

Entre ellos hay 80 efectivos españoles, así como tres helicópteros Cougar y otros tres helicópteros Chinook. Según ha sabido Vozpópuli a través de fuentes militares, se han reforzado varias medidas de seguridad tras los últimos acontecimientos. Decisiones excepcionales, teniendo en cuenta que en el ataque con cohetes perdieron la vida dos soldados estadounidenses y uno británico.

Por eso, las autoridades al frente de esta coalición internacional han restringido las actividades celebradas al aire libre dentro de la base, lo que afecta especialmente a actividades deportivas. Todas ellas se realizarán en espacios más seguros, al menos de forma provisional.

Asimismo, se ha recordado a todas las unidades el protocolo de actuación frente a ataques y los puntos de acceso a los espacios de protección más seguros. La coalición internacional también ha reforzado el número de efectivos encargados de vigilar el perímetro fronterizo. Los militares españoles seguirán desempeñando su labor de apoyo con los medios aéreos de los que disponen.

La seguridad de los militares

La misión en Irak es una de las más inestables que afrontan las Fuerzas Armadas en el exterior. En la reciente crisis entre Estados Unidos e Irán, con los consecuentes latigazos de inseguridad que se vivieron en Irak, se suspendieron de forma provisional las operaciones de adiestramiento.

Durante esos compases se llegó a especular con la posibilidad de un repliegue del Ejército español, si bien el Ministerio de Defensa optó por actuar de forma coordinada con los demás países aliados desplegados en la zona. Los 550 militares españoles extremaron todas las medidas de protección y una decena de ellos fueron evacuados a Kuwait.

La ministra de Defensa, Margarita Robles, tenía en agenda comparecer este mes de marzo en el Congreso de los Diputados para hacer un balance de las misiones en el exterior. Acto que probablemente se aplazará o modificará por la crisis del coronavirus. No obstante, no se prevén grandes modificaciones respecto a este despliegue, uno de los más simbólicos por la unión internacional que representa en la lucha contra el terrorismo.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba