Marruecos engañó a los menores en Castillejos para que cruzaran la frontera con Ceuta y provocaran el caos en España. Así lo asegura este jueves El Faro de Ceuta, que indica que el Gobierno marroquí engatusó a los menores varones que estaban en el colegio con una excursión a España e indicando que Cristiano Ronaldo iba a disputar un partido en Ceuta.

El medio local explica que las clases en Castillejos están vacías de niños, a las mismas solo acuden actualmente niñas. Pero la preocupación real reside ahora mismo en las familias de los menores que han cruzado la frontera con España, ya que muchos desconocían lo que iba a pasar y ahora reclaman ayuda para poder recuperar a sus hijos.

El Faro de Ceuta indica que las familias se tratan de poner en contacto con conocidos en Ceuta para poder saber si sus hijos están allí y poder buscarlos en la nave del Tarajal y del centro de Piniers, en donde se encuentran unos 700 niños

“Muchos vieron que iba gente corriendo, dijeron que habían abierto la frontera, que era como una fiesta, y se marcharon. El colegio ahora está vacío, sin niños, y los padres llorando”, explica una vecina de Castillejos a El Faro de Ceuta. De hecho, la periodista que firma la noticia, Carmen Echarri, recoge el testimonio de dos padres que se han puesto en contacto con el periódico para intentar averiguar el paradero de sus hijos desaparecidos.

Las entradas en Ceuta, cortadas

Los efectivos de la Guardia Civil, la Policía Nacional y las unidades militares de Regulares y La Legión desplegados en el entorno del espigón del Tarajal completaron este miércoles reduciendo casi a cero las entradas irregulares de ciudadanos marroquíes en Ceuta, un paso clave, según fuentes policiales consultadas por Europa Press, para empezar a poner el foco en la localización de los migrantes menores y adultos que siguen deambulando por la ciudad.

El dispositivo que con medios terrestres, marítimos y aéreos desarrollaron en la playa anexa a la frontera logró que las entradas con éxito en territorio español hayan sido "muy esporádicas" --no existen estimaciones oficiales-- a lo largo de esa jornada, cuando las fuerzas de seguridad marroquíes también se emplearon con medios antidisturbios para repeler a los cientos de compatriotas que aún se encuentran en las cercanías de esa parte del litoral limítrofe con España y los tramos más cercanos del vallado fronterizo.