El Ministerio del interior ha cesado al máximo responsable de la Guardia Civil en Madrid, el coronel Diego Pérez de los Cobos. Este mando es un peso pesado en el organigrama de las Fuerzas de Seguridad desde hace años y llevó a cabo la labor como mando único durante el desafío soberanista del referéndum de Cataluña.

Fuentes del departamento que dirige Fernando Grande-Maslaska enmarcan este cese en la pérdida de confianza en este alto mando que actualmente dirigía la comandancia de la Guardia Civil de Madrid. El relato y las declaraciones ofrecidas por Pérez de los Cobos tanto durante la investigación como en el juicio contra los líderes independentistas del 'procés' fue clave para las condenas dictadas por el Tribunal Supremo.

Especialmente significativo fue su duelo personal con el que fuera máximo responsable de los Mossos d'Esquadra, José Luís Trapero, pendiente de su juicio por los hechos acaecidos el 1 de octubre. Diego Pérez de los Cobos siempre defendió que Trapero había desarrollado un despliegue para aquel día que en realidad era una estafa con el objetivo de que se celebrase el referéndum.

Problema de carácter personal

El máximo dirigente de la policía autonómica catalana llegó a reconocer en el Tribunal Supremo que su problema con Pérez de los Cobos era de carácter personal, razón por la que dejó de asistir a las reuniones de coordinación previas a la consulta.

La figura de Pérez de los Cobos ha sido desde hace años una de las más influyentes en el Ministerio del Interior habiendo desempeñado el relevante cargo de director del Gabinete de coordinación y estudios de la Secretaria de Estado de Seguridad, tanto en el Ministerio de Alfredo Pérez Rubalcaba, como de los ministros del PP Jorge Fernández Díaz y Juan Ignacio Zoido.