Madrid

La Cámara de Comercio de Madrid gana dinero después de muchos años con pérdidas millonarias

El nuevo presidente, Ángel Asensio, cree que hay que apostar por dar más servicios a las empresas, aumentando la internacionalización, manteniendo la formación y buscando que los fondos europeos lleguen a Madrid por la Cámara

El nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Madrid, Ángel Asensio
El nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Madrid, Ángel Asensio VP

El nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Madrid, Ángel Asensio, espera que los servicios que ofrezca la institución permitan asegurar la continuidad de una organización que ha pasado los peores años de su vida con la retirada de las cuotas camerales y la crisis económica.

Asensio logró recientemente la presidencia de una organización que, en demasiadas ocasiones, ha sido noticia por la falta de transparencia y su absoluta dependencia de la patronal madrileña CEIM.

De hecho en varios mandatos ha coincidido la presidencia de ambas instituciones, lo que ha puesto en entredicho la independencia de sus decisiones. Incluso hubo un intento de fusionar a ambas organizaciones hace algún tiempo, pero al ser una sociedad de derecho público, y con parte de patrimonio público, tenía muy difícil encaje en la legislación.

Primer año de ganancias tras varios de pérdidas

La Cámara de Comercio de Madrid ganó el pasado año 26.926,22, euros, un hecho histórico pues desde que se perdieron las cuotas obligatorias, en 2010, se habían registrado pérdidas millonarias.

El primer ejercicio con beneficios se obtuvo en 2017, el último año de mandato de Juan López-Belmonte. El nuevo presidente está seguro que mantendrá este los buenos resultados, pues ha empezado el año con buenas perspectivas.

Las pérdidas en el año 2016 fueron de 976.460 euros y en el año 2015 de 5.866.796.

Mantener los beneficios

El nuevo presidente Ángel Asensio espera poder mantener los beneficios a base de aumentar el número de clientes, que en el ejercicio pasado fue de 28.000 “creando más empatía con los empresarios” muchos de los cuales no conocen los servicios que ofrecen.

“Tenemos -añade- que fidelizar a nuestra gente y lograr una cifra de negocios que nos permita mantener la estructura que tenemos en la actualidad después de haber tenido que recurrir en los últimos años a la regulación de empleo”.

Asensio sabe que muchos de los empresarios ven a la Cámara como algo lejano, “pero tenemos que crecer, darles más servicios y que comprueben que somos muy buenos en nuestro trabajo”.

Tres objetivos

Se ha marcado en la próxima legislatura tres objetivos. El primero es profundizar en la internacionalización, el segundo es mejorar en la formación y finalmente buscar que los fondos europeos entren por medio de la Cámara de Comercio.

El Gobierno inició hace unos años un intento de cambiar la Ley de Cámaras que tras la eliminación obligatoria quedaron en una situación complicada. El proyecto quedó aparcado y las cámaras en la ruina.

Con excesivo personal, y muchas de ellas muy burocratizadas y poco ágiles, se convirtieron en ejecutores en muchos casos de los objetivos que no podían hacer las patronales.

Tienen la tutela de las comunidades autónomas, ya que gran parte de su patrimonio es público pero también la suficiente autonomía para crecer e invertir en los servicios que necesita el empresario tanto dentro como en sus salidas al exterior, según afirma su nuevo presidente.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba