El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha asegurado este miércoles que la Comunidad de Madrid no va a cerrar perimetralmente ni en San José ni en Semana Santa, en aplicación del decreto del estado de alarma que recoge que la autoridad competente para tomar la decisión es la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso.

En una rueda de prensa, ha precisado que la Comunidad de Madrid se ha opuesto a los cierres perimetrales en San José y en Semana Santa, propuestos por el Ministerio de Sanidad, en el Consejo Interterritorial de Salud.

El Gobierno y las comunidades han pactado este miércoles el plan para el puente de San José y Semana Santa, que pasa por el cierre perimetral de todas menos Baleares y Canarias, un toque de queda a las 23 horas como máximo y reuniones de entre cuatro y seis personas en espacios públicos y de solo convivientes en privados.

El acuerdo será publicado este jueves en el Boletín Oficial del Estado (BOE), lo que supone que es de obligado cumplimiento y que abarca dos periodos: el primero entre el 17 y 21 de marzo en las autonomías en las que el día 19 es festivo y del 26 de este mes hasta el 9 de abril en todo el territorio.

Ruiz Escudero ha rechazado los cierres perimetrales cuando las comunidades autónomas han sido capaces de reducir el número de casos de coronavirus con su propia gestión.

Ha recordado que hace poco tiempo cuando muchas comunidades autónomas tenían una incidencia acumulada por encima de 1.000 ó 1.400 casos, el Ministerio de Sanidad ya consideraba que las autonomías contaban con las herramientas "suficientes y necesarias" para poder gestionar la pandemia.

"No sabemos qué ha cambiado ahora cuando la incidencia acumulada media a nivel nacional es de 139 casos", ha indicado el consejero.

Ruiz Escudero ha opinado que el cierre perimetral no es una medida que beneficie a los ciudadanos en este momento.

Tras apuntar que la Comunidad de Madrid tiene una densidad cuatro veces superior a la que tiene el País Vasco o Cataluña, que son las dos siguientes, y diez veces superior a la media de España, ha subrayado que los anteriores cierres de fronteras supusieron un aumento del contagios a nivel local.

"Sin control" en los aeropuertos

"Es incomprensible que un ciudadano de Madrid no pueda ir a cualquier región española y sí pueda hacerlo un francés, un alemán o un belga. Es incomprensible que cerremos nuestras comunidades autónomas y sigamos sin tener un control en nuestros aeropuertos", ha resaltado.

Se ha preguntado por qué se permite a Canarias o a Baleares que pueda llegar un turista extranjero y no uno nacional o que las dos comunidades sigan abiertas.

El consejero ha afirmado que la Comunidad de Madrid va a seguir defendiendo su modelo, sus medidas y su estrategia porque "están funcionando", como demuestran los datos, y porque "tienen una continuidad en el tiempo que es lo que necesitan los ciudadanos".

Se ha mostrado respetuoso con la postura del Ministerio de Sanidad y de las restantes comunidades autónomas y ha exigido el mismo respeto "para la Comunidad de Madrid, para sus medidas y para sus ciudadanos".

Ha insistido en que la Comunidad de Madrid será plenamente respetuosa con la ley y con el marco establecido en el real decreto que regula el estado de alarma, en base al cual la presidenta de la Comunidad de Madrid es la actual competente delegada para adoptar las medidas pertinentes.

Ruiz Escudero ha dicho que la situación epidemiológica y asistencial madrileña continúa mejorando, con una "tendencia a la baja desde hace un mes", y ha informado de que la incidencia acumulada se sitúa en 226 casos, lo que supone un 35 por ciento menos que hace una semana.