Oriol Junqueras cambia el rumbo político. El líder de Esquerra Republicana de Catalunya publica este lunes una carta en la que allana al presidente del gobierno, Pedro Sánchez, el camino al indulto y en que cuestiona la vía unilateral para alcanzar la independencia de Cataluña.

"Hoy seguimos creyendo que la mejor vía para hacerlo, como siempre hemos defendido, es la vía escocesa. La vía del pacto y el acuerdo, la vía del referéndum acordado. Es la opción que genera más garantías y reconocimiento internacional inmediato. Porque sabemos que otras vías no son viables ni deseables en la medida en que, de hecho, nos alejan del objetivo a alcanzar", dice el texto publicado por La Sexta y el diario Ara. "Debemos ser conscientes de que nuestra respuesta tampoco fue entendida como plenamente legítima por una parte de la sociedad, también de la catalana"

Junqueras se refiere a los indultos como "gestos que pueden aliviar el conflicto, paliar el dolor de la represión y el sufrimiento de la sociedad catalana, y cualquier gesto en la línea de la desjudicialización del conflicto ayuda a poder recorrer este camino", escribe.

"Para que este nuevo paradigma sea posible es importante que las dos partes muestren su voluntad y predisposición. Nosotros hace tiempo que, a pesar de estar en la cárcel privados de libertad, nos sentamos a la mesa y mantenemos siempre la mano tendida. Es el momento de que el gobierno español demuestre su compromiso con la reconciliación, el diálogo, y la negociación, mirando al futuro".

El Gobierno asegura que es un "movimiento importante"

El Gobierno ha calificado las palabras del líder de ERC como un "movimiento importante". Esta carta llega dos semanas después de que el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, diera un giro a su estrategia con Cataluña y abriera la puerta a conceder los indultos a los políticos catalanes independentistas condenados por organizar el referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017.

El Ejecutivo lleva semanas haciendo pedagogía sobre la necesidad de apostar por la "concordia", la "convivencia" y el "diálogo" para resolver ese conflicto, frente a la "venganza" y la revancha", mientras el Ministerio de Justicia termina de preparar los expedientes que prevé elevar al Consejo de Ministros en las próximas semanas.

Además, el Ejecutivo, a través del ministro Miquel Iceta, ha asegurado este lunes que será una decisión “bastante bastante sensata” (sic) la relativa a la concesión de los indultos a los políticos catalanes condenados por el procés para trabajar por la reconciliación. Además ha deslizado que la decisión sobre su concesión estará lista antes de verano.

Puigdemont, al choque

La división entre ERC y JxCat, socios en el Gobierno de la Generalitat, se manifiesta también en la cuestión de los indultos a los dirigentes condenados por sedición por el Tribunal Supremo. La órbita más cercana a a Carles Puigdemont cree que la concesión de esta medida de gracia desactivará el objetivo independentista y solo será útil para España de cara a la "comunidad internacional".

En esta línea se hallan los eurodiputados de JxCat fugados de la justicia española como el propio Puigdemont, Clara Ponsatí y Toni Comín. Así como sectores del núcleo duro del ex 'president', como Josep Costa. La recién recuperación de la inmunidad por parte del Tribunal General de la Unión Europea se ve como la estrategia a seguir: "El exilio lucha y gana", repiten. Y es que no dudan en revindicar su planteamiento y contraponerlo con la "rendición" que, de forma velada, acusan a ERC de practicar al conformarse con los indultos.