La Asociación Profesional de la Magistratura (APM), mayoritaria en la carrera judicial, ha reiterado este lunes su llamamiento a retirar definitivamente la proposición de ley presentada por el PSOE y Unidas Podemos en el Congreso de los Diputados para limitar las funciones de un Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) caducado, denunciando que se trata de "una invasión de competencias" que revela, por un lado, un "desprecio" por la separación de poderes y, por otro, la "incapacidad" de los políticos para renovar el CGPJ.

La APM ha reiterado sus peticiones de cara al pleno del Congreso programado para el martes, donde está previsto que se debata la proposición de ley de los dos partidos del Gobierno, la cual plantea limitar las funciones de un CGPJ en situación de interinidad -como el actual, cuyo mandato expiró hace dos años- para impedir que realice nombramientos clave en la cúpula judicial.

"La reforma pretendida se aparta del espíritu constitucional, evidencia una invasión de competencias reveladora del desprecio por el principio democrático de división de poderes y supone trasladar al CGPJ la disfunción provocada por la incapacidad de las propias formaciones políticas para renovar la institución, disfunción que no existiría si los vocales de origen judicial fueran elegidos por los propios jueces", ha dicho la Comisión Permanente de la APM en un comunicado.

La asociación judicial ha recordado, "aunque produzca sonrojo por tratarse de cuestiones básicas", que el Estado de Derecho se fundamenta en los principios de sujeción de todos a la Constitución y las leyes, y de separación de poderes. El CGPJ, ha enfatizado, se crea precisamente para "asegurar el principio de separación de poderes y salvaguardar la independencia judicial, como fundamento de nuestra democracia y garantía de los derechos y libertades fundamentales".

"De ahí que la Constitución señale expresamente las competencias del CGPJ -con expresa referencia a la materia de nombramientos, ascensos, inspección y régimen disciplinario- y trate de desvincular su mandato del concreto debate y curso político, fijando un período de cinco años, distinto del previsto para las Cortes Generales", ha explicado.

En este sentido, ha querido destacar que, "al contrario de lo que sucede con las Cortes Generales y con el Gobierno, la Constitución no contempla que el CGPJ quede en funciones ni que vea limitadas sus competencias transcurrido el plazo del mandato, precisamente porque esas competencias son ajenas al devenir político".

Así, ha denunciado que la propuesta de PSOE y Unidas Podemos tiene como único objetivo impedir que el CGPJ efectúe nombramientos -"Es lo único que preocupa a los autores"-, lo cual no solo "implica privar a un órgano constitucional de una competencia que le atribuye la propia Norma Fundamental sin limitación", sino que "afecta gravemente al valor Justicia en el doble sentido de mermar su credibilidad al avivar sospechas de politización y de perturbar su normal funcionamiento al no cubrir las plazas".

La APM ha señalado asimismo que la proposición de ley "obvia las advertencias de la Comisión Europea sobre la necesidad de que, antes de modificar la Ley Orgánica (del Poder Judicial), lleve a cabo las 'consultas necesarias' con 'todos los actores relevantes', incluidas la propia Comisión Europea y la Comisión de Venecia" del Consejo de Europa.

Vuelta al sistema original

En consecuencia, ha reclamado una vez más la retirada de la propuesta de PSOE y Unidas Podemos y ha urgido a las Cortes Generales a "cumplir su obligación constitucional de iniciar los trámites para la renovación del CGPJ".

Igualmente, ha exhortado a los grupos parlamentarios a que, "anteponiendo el interés general, establezcan las bases que permitan renovar el órgano constitucional a la mayor brevedad y, constatado el fracaso del actual sistema de elección de los vocales de origen judicial, a restaurar el régimen original de elección por y entre los jueces".

Tanto la APM como las otras tres asociaciones judiciales -- Asociación Judicial Francisco de Vitoria (AJFV), Juezas y Jueces para la Democracia (JJpD) y el Foro Judicial Independiente (FJI)-- vienen reclamando la renovación del actual CGPJ. Además, APM, AJFV y FJI piden que los doce vocales procedentes del turno judicial sean elegidos por los propios jueces.