Estupor en el PSOE de Madrid. La vicealcaldesa del municipio de Rivas Vaciamadrid, Mónica Carazo, se ha presentado este sábado como coordinadora del comité electoral de Ángel Gabilondo para las elecciones autonómicas del 4 de mayo. Lo ha hecho en el acto de lanzamiento de la candidatura de Gabilondo, en el que ha participado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. El anuncio ha sido una sorpresa para la mayor parte de la cúpula del socialismo madrileño, que lo desconocía.

La comisión ejecutiva regional del PSOE aprobó la composición de su comité electoral esta semana. Carazo no formaba parte del mismo y el coordinador de campaña era Lorenzo Sánchez, según consta en el propio documento que la dirección distribuyó a los militantes y al que ha accedido Vozpópuli.

Fuentes del socialismo madrileño interpretan lo ocurrido como un "golpe de mano de Iván Redondo" para controlar el comité. Nadie contaba con Carazo para desempeñar esta labor. De hecho, el comité electoral bendecido por la dirección del PSOE de Madrid se ha reunido una sola vez desde su constitución el pasado miércoles. Y Carazo no estaba presente. Carazo (Zamora, 1984) es vicealcaldesa de Rivas y forma parte de la ejecutiva regional. Fue diputada autonómica de la Asamblea en la anterior legislatura 2015-2019).

El comité electoral que aprobó el PSOE-M sin Mónica Carazo.

Renovar el PSOE de Madrid

Otra de las sorpresas que ha deparado el acto ha sido la foto final. Sánchez, Gabilondo y la propia Carazo han compartido el escenario. La ausencia del secretario general del PSOE de Madrid, José Manuel Franco, ha llamado la atención de algunos altos cargos del PSOE regional. Franco desconocía la maniobra de Carazo.

Se entiende, dicen estas fuentes, "que a Franco le están enseñando la puerta de salida". Tampoco estaba en la foto el portavoz adjunto en la Asamblea, José Cepeda, otro de los hombres fuertes del comité electoral. Cepeda está encuadrado en la oficina del candidato, que se considera el área de influencia más importante.

Sánchez tiene entre ceja y ceja una renovación total del PSOE de Madrid en el congreso que tendrá lugar a final de año. Y por lo ocurrido este sábado parece que Carazo jugará un papel relevante en los cambios. El adelanto electoral de Isabel Díaz Ayuso ha sorprendido al partido sin nuevo liderazgo. Y el líder socialista ha optado por repetir con Gabilondo, que ganó las elecciones de mayo del 2019 pero no pudo gobernar.

Las fuentes consultadas sugieren que no habrá críticas a lo ocurrido con Carazo, a pesar de que se han saltado todos los órganos del partido. "No las habrá porque todavía tienen que elaborar las listas, y nadie quiere quedarse fuera", dicen.

"Soso, serio y formal"

Sánchez ha lanzado la candidatura de Gabilondo con un vídeo en el que el candidato se reivindica como "soso, serio y formal". "Algunos dicen que soy un soso, si es por sosegado puede que tengan razón. Será porque no creo en la bronca, porque cuando hay gritos pido la palabra, porque cuando se trata de la pandemia, la vacunación y la recuperación económica, no resumo mi programa en un tuit. Tengo mucho más que decir", dice el candidato socialista al inicio del vídeo.

Sánchez, por su parte, ha acusado a Ayuso de haber bloqueado más de 600 millones en ayudas del Ejecutivo central a pymes, autónomos y comercios con la convocatoria electoral. El jefe del Ejecutivo ha elogiado a Gabilondo, que ha elegido el lema para su campaña Gobernar en serio, como el candidato "opuesto al narcisismo" que, a su juicio, se está adueñando de la Comunidad de Madrid con Díaz Ayuso.

Sánchez ha recordado además que de los 11.000 millones de euros en ayudas aprobados la pasada semana por el Consejo de Ministros, 600 millones que iban dirigidos a las pymes, autónomos y comercios se han visto paralizados.

"Son 600 millones de euros que ahora está bloqueados como consecuencia de los intereses partidistas de la presidenta de la Comunidad de Madrid", ha recalcado. Una situación que ha lamentado cuando ha dicho que Madrid está en el récord de exclusión social y pobreza infantil.