El Partido Popular y Ciudadanos han vuelto a bloquear este lunes el nombramiento del socialista Borja Cabezón como director de Casa de América. Tanto la Comunidad de Madrid como el Ayuntamiento de la capital han rechazado la propuesta del Ministerio de Exteriores en la reunión del Consejo rector del organismo, según han revelado fuentes de la Comunidad de Madrid a Vozpópuli.

Fuentes diplomáticas han centrado sus críticas en la formación naranja y culpan a los representantes de Cs de ser los principales causantes de la situación de bloqueo en la que vive Casa de América desde finales de noviembre, cuando se anunció la salida del hasta entonces director, Antonio Pérez-Hernández.

El patronato de Casa de América reúne al Ministerio de Asuntos Exteriores, la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid. La propuesta de Exteriores, cuya aportación económica supone más del 90% del presupuesto de la institución, sigue siendo la del ex diputado autonómico del PSOE de Madrid Borja Cabezón.

Sin embargo, las dos instituciones gobernadas por el PP y Cs se han opuesto a este nombramiento. Las dos argumentan que Cabezón carece del currículum y la preparación para ejercer el cargo. Comunidad y Ayuntamiento ya bloquearon su elección a finales del año pasado.

"Funcionamiento interno"

El encuentro de este lunes ha servido para abordar cuestiones de "funcionamiento y organización interna". La propuesta de Cabezón no ha contado con el consenso necesario. La elección del director de Casa de América requiere el apoyo unánime de las tres instituciones que integran su patronato: Exteriores, Comunidad y Ayuntamiento de Madrid.

El nombre de Cabezón despierta pocas simpatías en el PSOE de Madrid. Se ha cuestionado la idoneidad de su candidatura por la falta de currículum y la intervención directa de Pedro Sánchez y de su director de Gabinete, Iván Redondo, en la propuesta. Cabezón trabajó junto a Redondo en el Gabinete de la Presidencia tras la moción de censura.

Este diario ha informado del enfado en el seno del PSOE de Madrid por el trabajo que desarrolló contra Sánchez y a favor de Susana Díaz en las primarias de 2017. Una de las quejas, que desveló Vozpópuli, fue el supuesto registro irregular de afiliados en la agrupación de Majadohanda (Madrid) que Cabezón controlaba.

Cabezón dejó su acta en la Asamblea de Madrid a finales de diciembre para optar al cargo en Casa de América. El dirigente ha pasado sin pena ni gloria por el Parlamento madrileño, donde apenas presentó cinco iniciativas en año y medio e intervino una sola vez ante el pleno.