España

Francisco Mercado: “Si no fue el 8-M, ¿por qué los contagios se disparan a partir de esa fecha?”

El periodista publica 'Una pandemia de errores' (Deusto), un ensayo en el que repasa la actuación del Gobierno durante los primeros meses de la pandemia del coronavirus

“Si no fue el 8-M, ¿por qué los contagios se disparan a partir de esa fecha?”
“Si no fue el 8-M, ¿por qué los contagios se disparan a partir de esa fecha?”

El periodista Francisco Mercado publica 'Una pandemia de errores. Cómo y por qué la mala gestión del Gobierno convirtió a España en campeona mundial del coronavirus' (Deusto), un ensayo en el que repasa la actuación del Gobierno durante los primeros meses de la pandemia del coronavirus. Apunta a la incompetencia del Ministerio dirigido por Salvador Illa,inoperante durante enero y febrero mientras la pandemia se expandía. Y marca el 8-M como una de las claves de la explosión de la pandemia. 

Su libro es un relato cronológico de los primeros meses de expansión de la pandemia. Si tuviera que describir el mes de enero a nivel internacional, ¿cómo lo haría?

Es crucial en la pandemia. China alerta al mundo de que está sucediendo algo en su territorio, alerta con 27 casos, pero empiezan a tomar medidas drásticas: cuarentenas para sospechosos, búsqueda de contactos...  Durante todo este mes irradia lecciones al resto del mundo, advierte de que no es una simple gripe, sino un virus mucho más contagioso. Lo están haciendo francamente bien, porque están aplicando medidas no sanitarias, puesto que no hay cura, para evitar nuevos casos. Ya el día 30 declaran que es una urgencia internacional y la OMS decreta una serie de medidas que serán las mismas hasta el 8 de marzo, y que España ignora. La más importante es que se eviten los actos masivos. China, durante ese mes de enero, está enseñando al mundo lo que se le viene encima. Frente a esas tesis de conspiración de oscurantismo, China abre sus puertas a que la OMS investigue.

La OMS ha recibido muchas críticas sobre sus cambios de criterio durante este primer mes de enero e incluso primera quincena de febrero. ¿Cree que la OMS estuvo a la altura?

Sí, perfectamente. La OMS envía en enero y febrero dos misiones a China para ver lo que hay, y no contradice lo que dice China. No es verdad. La OMS no cambia de criterio, insiste en que no se hagan actos masivos, lo dice el 30 de enero, el 31, en 1 de febrero, el 2 de febrero… Dice lo mismo con pandemia que sin pandemia. Son las mismas medidas. 

Rescato una de sus citas del libro: “España nunca hizo cribado sanitario de vuelos de la Italia infectada y confinada. Los viajeros se sorprendían de que nadie les tomara la temperatura al aterrizar en España". ¿España debería haber cerrado los vuelos con Italia?

Desde luego, en febrero debería haberlo hecho, porque desde el 22 de febrero hay zonas confinadas en Italia. Hasta que España cierra los vuelos, han pasado dos semanas. En conversaciones privadas el propio Simón decía a los evangelistas que el 90% de los casos estaban llegando por Italia. Al menos cuatro servicios sanitarios se quejan de que Italia es un coladero. Cada día entran 20.000 personas en España.

Cuando España en febrero tiene 32 casos, está tirado poder combatir el virus. España tiene 600.000 sanitarios entre públicos y privados, y Sanidad tolera que crezca una nube de contagios oculta

¿El gran error de España es no ir a la caza de estos nuevos contagios?

Efectivamente, porque todos los países lo están haciendo: Portugal, Alemania, Corea, Grecia, Japón, Tailandia, China... todos los países que están actuando exitosamente están usando esa táctica. En cuando tienes un contagio, preguntas a sus contactos y a todos ellos hay que hacerles el test. Así estás atacando a la pandemia en su origen. Cuando España en febrero tiene 32 casos, está tirado poder combatir el virus. España tiene 600.000 sanitarios entre públicos y privados, y Sanidad tolera que crezca una nube de contagios oculta, porque, además, los enfermos no llegan al hospital y nadie se está enterando. Además, España comete un segundo error. Para hacer el test hay que tener los síntomas graves del coronavirus, y después haber viajado a China. Son las armas que el Gobierno español está tirando a la basura. 

¿Cómo describiría la gestión de Illa hasta la aparición de los primeros casos en febrero?

Hasta esa fecha Illa dice que tiene protocolos, pero no quiere decir nada. Es como vivir al lado de un bosque y decir que tienes protocolos en caso de incendio, pero, ¿tienes bomberos? ¿Tienes mangueras? ¿Personal? ¿Agua? No tienes esas medidas, no la has contratado, por lo tanto, ¿de qué sirve un protocolo? Al final es pura propaganda. En junio seguía diciendo que estaba preparando un sistema para una detección precoz del coronavirus. 

En febrero está ocurriendo otra cosa importantísima, hay datos que maneja el centro nacional de epidemiología que dicen que el ritmo reproductivo del virus es altísimo, hasta seis contagios por enfermo. Paradójicamente, ese ritmo va bajando hasta dos contagiados por cada caso, pero llegan los actos masivos y lo disparan con ritmos de hasta 4 y 5 por cada enfermo. Los ritmos bajos de contagios previos al 8-M solo se vuelven a alcanzar después del confinamiento. Ahí, Illa perdió la gran batalla. 

¿A qué achaca ese descenso de las semanas previas al 8-M?

No hay respuesta técnica. Yo tengo la siguiente hipótesis, como todos los casos son importados, a un ritmo normal de contagios, una vez que el contagiado ha infectado su círculo cercano, el virus no tiene muchas más probabilidades para contagiar. Pero se produce artificial, los actos masivos. Le has dado al virus un festín. Si de esa manifestación salen enfermas hasta seis personas vinculadas al Gobierno, parece que el acto masivo contagió.

Los test masivos que el Gobierno dijo que iba a hacer nunca los ha hecho, y después sale una localidad como Torrejón que hace un test masivo y al Gobierno le parece mal

Entiendo que no está de acuerdo con la valoración de Simón de que el contagio de la manifestación del 8-M fue “marginal”

Hay una cosa que mata a Illa y Simón, sus propias estadísticas; si no fue el 8-M, ¿por qué todas las estadísticas se disparan a partir de esa fecha? Entre el 8-M y el 15-M, suben un 1.200% los contagios totales. Es el punto de inflexión. Si lo estaba pidiendo la OMS, si lo está pidiendo la UE desde el 2 de marzo. Ese día, la locura de Madrid no es solo la manifestación, es que hay además decenas y decenas de actos pequeños. Una locura cuando estás recibiendo un virus que crece día a día.

Hasta este 8-M, ¿la Comunidad de Madrid estuvo a la altura?

Yo creo que estuvo a la altura, hizo que algo que pasó algo oculto. En vísperas del 8-M estaba exigiendo al Gobierno medidas drásticas, y a estaba alarmada. Euskadi estaba haciendo lo mismo. Pero Madrid tenía un problema. ¿Cómo puedes decir que no quieres que se celebre la manifestación del 8-M? La lectura iba a ser unívoca: Ayuso combate al feminismo. No se atrevieron, y tampoco tenían medidas legales claras para impedirla. 

Había una solución sencilla, dado que el acto lo convocaban PSOE y Podemos, podían haber desaconsejado la manifestación. Pero el Gobierno tenía interés en esa manifestación porque iban a jalear la ley del “no es no”. Pero no era el día, había algo más peligroso que un hombre violento, estaba el virus. 

Hasta el 8-M, ¿Hay alguna comunidad que lo haya hecho especialmente bien?

Las comunidades no lo estaban haciendo especialmente bien porque estaban obedeciendo a Simón. Y él iba restando vigor a las alertas que recibía, incluso sospechosamente algunas alertas de Alemania y Francia se quedan en el cajón el fin de semana del 8 de marzo. Por ejemplo, en Cataluña y Valencia, hay médicos que se quejan de que no les dejan hacer pruebas de coronavirus. Ha sido el amo en materia de coronavirus, si él se equivocaba, se equivocaban todas.

Un consejero de la Comunidad de Madrid denunció la desatención de las residencias de la región. ¿Qué sucedió con las residencias de Madrid?

Lo que ha sucedido con las residencias es exactamente lo mismo que ocurrió en las residencias de toda España. Ocurre que hemos puesto el foco sobre Ayuso porque el Gobierno lo ha querido y lo ha logrado. Pero en Madrid rigieron los mismo protocolos que en toda España. Esos protocolos decían que había que priorizar a los jóvenes, pero ese mensaje emana de un protocolo oficial de Sanidad que dicta eso, y cada autonomía lo aplica con mayor o menor rigor. Decir que los ancianos no vayan al hospital es condenarlos a la muerte. 

Respecto al consejero que denunció los protocolos restrictivos, es el mismo que meses atrás avaló él mismo con su firma como consejero de Políticas Sociales. Por tanto, hay mucho de guerra subterránea ahí, donde siempre está el dilema de Ciudadanos de si apea a Ayuso o le hace sombra con ese tipo de declaraciones. Porque si aquí ha habido un exterminio de ancianos, lo ha habido en todas las comunidades. 

Al Gobierno de Ayuso se le ha criticado mucho durante este verano la falta de rastreadores

No se puede hacer esa crítica sin más a Ayuso, porque este pastel se lo deja un Gobierno que tuvo cuatro meses para buscar rastreadores y no lo hace. Los test masivos que el Gobierno dijo que iba a hacer nunca los ha hecho, y después sale una localidad como Torrejón que hace un test masivo y al Gobierno le parece mal. El Gobierno lo que ha hecho es meter la suciedad bajo la alfombra. Ayuso puede y debe contratar más rastreadores, pero, haga lo que haga, va a llegar tarde porque le han dejado un problema desmedido.

Respecto a la labor informativa de los medios, ¿nos ha faltado ver más ataúdes? 

Yo creo que el Gobierno nos ha vencido como periodistas con esa tesis basada en axiomas: 'una pandemia es una pandemia', 'hay que estar con el Gobierno', 'esto le pasa a todos los países', 'esto es una guerra'. Ha combatido los bulos ajenos, pero no los propios. El gran error de la prensa es que no hemos sido capaces de perseguir las mentiras hasta el final. Ha faltado esa garra periodística que ha habido en otros momentos de la historia de España, como el Prestige o el 11-M. 

¿Cómo está viendo esta segunda ola?

Va a ser más terrible, porque estamos menos unidos. Además, las autonomías no tienen tantos mecanismos y el Gobierno quiere criticar, pero no quiere gestionar. Nadie quiere confinar y puede que detrás de este baile, es que muchos pensarán: ojalá me confinen, para no tener ellos la responsabilidad. Ya estamos en niveles altos y todavía no ha llegado el crudo invierno. Italia ha invertido 5.000 millones en Sanidad, ¿qué ha hecho España? ¿Ha invertido esa cifra? No me consta.

2000px Pandemia de errores
2000px Pandemia de errores

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba