Tribunales

'El Chicle' se prepara para el juicio de Diana Quer ensayando un arrepentimiento que nadie cree

José Enrique Abuín Gey aprovecha su última palabra en la vista oral sobre el intento de agresión sexual a una chica de Boiro para pedir perdón a Juan Carlos Quer; el juez le ha llamado la atención al tratarse de otro caso que aún no tiene fecha de juicio

Imagen de la pantalla de la señal oficial de José Enrique Abuín Gey, alias el Chicle
Imagen de la pantalla de la señal oficial de José Enrique Abuín Gey, alias el Chicle EFE

"Si pudiera dar marcha atrás más de dos años, lo haría". José Enrique Abuín Gey, alias El Chicle, aprovechó su última palabra en el juicio en el que se le acusa de tentativa de secuestro de una joven en Boiro (La Coruña) para enviar un mensaje al padre de Diana Quer. Lo hizo a sabiendas de que Juan Carlos Quer le miraba, que estaba sentado justo detrás de él y que minutos antes había protagonizado un momento de tensión con el juez por querer recordar a su hija en una vista oral que no era la suya. 

"Siento todo lo ocurrido... Decirle a la familia de la chica de Madrid que no ponga en duda muchas cosas. En ningún momento...". El magistrado le cortó el discurso. "¿Tiene algo más que decir en relación con este juicio?", preguntó. Y El Chicle entonces prefirió guardar silencio y concluir así dos días de sesiones en la Audiencia Provincial de La Coruña. A la salida, el padre de Diana Quer dijo a la prensa que las palabras del acusado no le merecen consideración alguna y subrayó que no le cree.

Según la defensa de Abuín, con el juicio que tuvo lugar esta semana "están intentando mezclar todo para conseguir unas pruebas hipotéticas para otro procedimiento". Lo dijo en una clara referencia al caso Diana Quer y al móvil sexual, un elemento clave al momento de pedir la prisión permanente revisable para su cliente. En este contexto, El Chicle ha empezado a pedir perdón por un juicio que aún no tiene fecha de celebración. 

Juan Carlos Quer, padre de Diana Quer.
Juan Carlos Quer, padre de Diana Quer. EFE

De cara a la prisión permanente revisable

Contra Abuín pesan dos causas: la de Quer, desaparecida el 22 de agosto de 2016; y la de la joven de Boiro, a quien intentó secuestrar el 25 de diciembre de 2017. En el primer caso, la Fiscalía exige una pena de 20 años de prisión por un delito de detención ilegal, 12 años más por agresión sexual y la prisión permanente revisable por un delito de asesinato perpetrado "con alevosía y ensañamiento para evitar que se descubra otro delito". En el segundo, el ministerio público pide 15 años de prisión por los delitos de detención ilegal, intento de agresión sexual, robo con violencia e intimidación en grado de tentativa, un delito de amenazas y otro de lesiones.

'El Chicle' durante su declaración.
'El Chicle' durante su declaración. EFE

Esta semana, la propia fiscal intentó relacionar ambos casos al asegurar que el primero es el "origen de la gran investigación que sin género de duda" terminó en la detención de Abuín aquel 29 de diciembre por el ataque a la chica de Boiro, cuya identidad se mantiene protegida. Dos días después, el 31 de diciembre de 2017, el hombre llevó a los investigadores al pozo en el que se encontraba el cuerpo de Quer.

"Si pudiera dar marcha atrás más de dos años, lo haría". Con esta cronología, El Chicle dejó fuera de la ecuación aquella denuncia de violación que -según El Español y La Voz de Galicia- presentó en 2005 su propia cuñada, la hermana gemela de Rosario Rodríguez.

Sus dos versiones el "robo"

Desde el banquillo, El Chicle alegó que lo sucedido en Boiro no fue un intento de rapto, ya que solamente intentó robarle el teléfono móvil a la joven. "Cuando me dirigí al coche andando, me encontré con esta chica de frente y como necesitaba dinero le pedí el móvil, solo eso; no me quiso dar el móvil, forcejeamos y no recuerdo nada más", dijo durante la primera sesión.

Esta declaración no coincide con la que dio a los investigadores cuando fue detenido. Aquel 30 de diciembre, Abuín aseguró que se acercó a la joven para pedirle el móvil porque pensó que le había grabado robando un coche en la zona.  

La declaración de la joven fue contraria a la de Abuín: dijo que se le acercó de forma brusca, con un cuchillo, y que intentó quitarle el móvil y terminó arrojándola en el maletero del coche. "Me dije 'intenta salir de aquí, porque como cierre el maletero, no sales más", recordó.

ADN en el maletero

Una de las peritos de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil encargada de examinar el Alfa Romeo en el que viajabaaquel día el acusado tumbó ambas versiones. La agente aseguró ante el tribunal que se halló ADN de la víctima "en el paso de la puerta del maletero".

Los investigadores destacaron el hecho de que desde marzo a diciembre El Chicle circuló en su coche nuevo, un Audi A4, pero el día en el que quiso cometer los delitos viajó en el Alfa Romeo en el que se encontró el ADN de la joven. Los agentes aseguraron que Abuín eligió este coche, en el que supuestamente transportó también a Diana Quer, porque a diferencia del maletero del Audi, este "es estanco". Es decir, que es imposible salir de él o acceder al habitáculo de delante.

Mismo 'modus operandi'

Otros dos efectivos del Instituto Armado repitieron parte del discurso de la fiscal y subrayaron los paralelismos entre el caso de Boiro y el Diana Quer. "Observamos que es exactamente el mismo patrón: una chica que va caminando sola, ensimismada wasapeando con su teléfono móvil" por una zona en la que no les resultaría sencillo pedir ayuda.

La Guardia Civil en la nave donde apareció el cadáver de Diana Quer
La Guardia Civil en la nave donde apareció el cadáver de Diana Quer Efe

Ambos insistieron en que desde la detención del acusado se ejecutaron "dos investigaciones de forma paralela, de la forma más coordinada" para investigar ambos delitos, dado que "los delincuentes reincidentes suelen usar un modus operandi que permanece inalterable".

El Chicle ya se defiende ante el caso Diana Quer: "Si pudiera dar marcha atrás más de dos años, lo haría. Pero no puedo".

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Volver arriba