España

La dimisión de un consejero de Cs debilita al Gobierno de Ayuso en su peor momento

El adiós por sorpresa del titular de Políticas Sociales, otro revés para una presidenta en el punto de mira por el coronavirus. Alberto Reyero advirtió en mayo sobre una posible ilegalidad cometida por el área de Sanidad que dirige el 'popular' Enrique Ruiz Escudero

El diputado de Cs Alberto Reyero.
El diputado de Cs Alberto Reyero. Europa Press

A menos de dos horas de que Madrid y otras diez localidades de la región quedasen confinadas, el consejero de Políticas Sociales, Igualdad, Familias y Natalidad de la Comunidad de Madrid, Alberto Reyero, se descolgó con una inesperada dimisión que deja aún más debilitada a la presidenta Isabel Díaz Ayuso.

El consejero de Ciudadanos se marchó por sorpresa aduciendo "motivos personales"", según fuentes de la formación naranja. Pero lo cierto es que el portazo llegó en el peor momento para Ayuso, justo en el día en el que tuvo que claudicar ante el Gobierno de Pedro Sánchez.

El equipo de Ayuso no sabía de las intenciones de Reyero por la tarde y su dimisión le pilló totalmente a contrapié. En su carta de despedida, el consejero naranja ha deseado "suerte y acierto" a la presidenta regional, al tiempo que ha apelado a la "unidad de las instituciones como el camino más acertado para vencer al virus".

En la misiva, Reyero señala que su decisión ha sido "meditada" porque ve necesario "cerrar una etapa, dar un paso al lado" y volver a sus funciones de diputado en la Asamblea de Madrid "desde donde seguiré defendiendo los derechos de las personas más vulnerables".Reyero protagonizó en mayo un enfrentamiento público con el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero (PP), a cuenta de unos protocolos de derivación de pacientes de las residencias de mayores, en los que se rechazaba el traslado de ancianos a los hospitales durante la crisis sanitaria por la pandemia del coronavirus, y que según Escudero se trató de un "borrador" enviado por "error".

El vicepresidente de la Comunidad, Ignacio Aguado, que durante esta semana ha hecho públicas sus discrepancias con la presidenta de la región, ha reconocido la labor de Reyero con un mensaje en su cuenta de Twitter. "He conocido a pocas personas tan honestas, íntegras y trabajadoras como ⁦Alberto Reyero. Ha sido un placer compartir contigo este año de gobierno y es un orgullo que continúes a nuestro lado, como diputado de Cs, en la Asamblea de Madrid", ha señalado el 'numero dos' del Ejecutivo madrileño.

La presidenta de la Comunidad también ha agradecido "su tiempo de trabajo" al hasta ahora consejero y le ha deseado "lo mejor" en su "nueva etapa".

"Él me ha llamado antes, hemos estado conversando, él decide que prefiere volverse a la Asamblea, es diputado también y por motivos personales ha querido dar este paso", ha señalado la líder autonómica en una entrevista en 'Cope'.

Apuntó a una posible acción ilegal

El consejero de Cs encendió la mecha en mayo en sede parlamentaria cuando apuntó a una posible ilegalidad cometida por el área de Sanidad que dirige el popular Escudero. "La derivación debe basarse en criterios médicos pero no por grado de dependencia. No es ético y posiblemente no sea legal. Si no era posible la derivación, habría que medicalizar las residencias, dije. O el residente va al hospital o al revés", sintetizó Reyero para sorpresa de la bancada del PP.

Además, el consejero naranja se mostró "absolutamente a favor" de crear una comisión de investigación en la Asamblea madrileña que estudie por qué hubo tanta mortalidad en los geriátricos durante esta pandemia. Una idea que fue rechazada de plano por Ayuso tras acusar a la izquierda por querer "politizar el dolor" que ha causado la covid-19.

Las palabras de Reyero cayeron como una bomba en el despacho de Ayuso, donde se tildaron de "gravísimas y desconcertantes" ya que es "hacer oposición al Gobierno" al que pertenece. "Reyero no debe saber que las órdenes sobre residencias que critica las firmó él mismo", afirmaron fuentes populares consultadas por este medio, quienes recordaron que el 23 de marzo se le retiraron las competencias sanitarias sobre los geriátricos de la región por el "descontrol absoluto" que había en aquel momento.

En este sentido, reprocharon al consejero de Cs que no supiese “cuántas residencias y personas mayores estaban a su cargo”, que realizase "llamadas aleatorias" a algunas de ellas cuando la pandemia había mostrado su peor cara, o que no tuviese a mano un excel con los contactos de los casi 500 directores de residencias públicos y privadas que hay en Madrid. "El Gobierno estaba ciego", subrayan las citadas fuentes ante la gestión que estaba llevando a cabo Reyero.

La propia Ayuso incidió en aquel momento de finales de marzo que Madrid unificaba la gestión de las residencias de la tercera edad, cuya administración quedó bajo un mando único, “para que a partir de ahora se actúe de otra manera”.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba