La incidencia de la covid en las residencias sigue situándose en las cifras más bajas de la pandemia, si bien en la última semana las muertes por coronavirus se han duplicado, con ocho frente a las cuatro de la semana anterior.

Además, también han crecido los contagios, que alcanzaron los 39 la semana del 21 al 27 de junio, frente a los 24 de la del 14 al 20 de ese mismo mes.

Son datos del informe que comenzó a publicar el Imserso a principios de marzo y que se actualiza cada viernes con la información aportada por las comunidades autónomas.

De los ocho fallecidos, tres se registraron en Madrid, dos en Castilla-La Mancha, uno en Andalucía, otro en Aragón y otro en Asturias.

Según el informe, en una semana los contagios han subido hasta los 39 en las residencias de ancianos, mientras que si se contabilizan también los centros de personas con discapacidad y otros alojamientos de servicios sociales la cifra sube a 52.

Eficacia de las vacunas

De todos modos, frente a los datos de enero, antes de que se empezara a administrar la segunda dosis y cuando se diagnosticaron 4.916 contagios, un mes después ya eran sólo 202 los contagios, descendiendo a 75 en la penúltima semana de abril y hasta los 52 actuales en todos los centros residenciales.

En lo que va de año se han contagiado 18.934 personas en los centros residenciales, de las que 17.205 corresponden a centros de mayores.

Siete fueron las comunidades autónomas en las que no hubo un solo contagio la pasada semana en las residencias de mayores: Canarias, Cantabria, Extremadura, Galicia, Murcia, Navarra, País Vasco y La Rioja, además de en Ceuta y Melilla.

Por el contrario, se registraron 12 en Cataluña, 8 en Castilla-La Mancha, 4 en Andalucía, Cantabria y Castilla y León en cada caso, 2 en Aragón y en Madrid y 1 en Asturias, Baleares y Comunidad Valenciana.

El número de fallecidos desde el 1 de enero de este año hasta el 27 de junio es de 3.934 en todos los centros residenciales, de los que 3.836 fallecieron en los de mayores.