El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León ha acordado imponer desde este viernes el cierre del ocio nocturno en la Comunidad a las 2.00 horas de la madrugada -últimos clientes a la 1.00- como medida "quirúrgica" para frenar la quinta ola de contagios de la covid, desatada en la Comunidad desde hace una semana.

El aforo en las discotecas y salas de baile pasará a ser de un tercio, mientras que las pistas de baile seguirán cerradas, según ha avanzado el vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

Estas medidas, entre las que también se incluye el cierre de las peñas, entrarán en vigor este viernes y tendrán un periodo de vigencia y evaluación de 14 días.