El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Joan Canadell, ha presentado su renuncia a la presidencia del Consejo General de Cámaras de Cataluña, entidad que agrupa a las trece instituciones camerales oficiales de la comunidad.

El vicepresidente del Consejo y presidente de la Cámara de Girona, Jaume Fàbrega, asumirá ahora la presidencia del ente, como mínimo hasta el próximo Plenario del Consejo, que deberá elegir al nuevo presidente.

Canadell, candidato en las listas de JxCat para las elecciones catalanas del 14F, ha planteado su renuncia "voluntaria" en la reunión del comité ejecutivo del Consejo y con la presencia de los presidentes de las trece cámaras, según ha informado el Consejo General.

"Firme decisión de renuncia"

Pese a que el Órgano Tutelar de las Cámaras Catalanas ha manifestado que no existe incompatibilidad entre el ejercicio de la presidencia y el hecho de postularse como candidato en unas elecciones, Canadell ha expresado su "firme decisión de renuncia" a la presidencia de la entidad.

Los presidentes camerales han agradecido a Canadell "el empuje" que ha aportado "al espíritu cameral", especialmente con el proyecto Catalunya 30/40, y han aceptado "como lógica" la renuncia.

Joan Canadell sí que mantendrá, por ahora, el cargo de presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, si bien ha delegado las funciones en la vicepresidenta primera de esta corporación, Mònica Roca.

El pasado 3 de diciembre, el propio Canadell ya anunció que, si resultaba elegido en las primarias de JxCat, al día siguiente delegaría las funciones de presidencia de la Cambra en Mònica Roca, para proteger al máximo la institución y para que no le acusaran de aprovechar su cargo en la Cambra para sacar réditos políticos.

Canadell, no obstante, dijo que no dejaría el cargo de presidente de la Cambra hasta conocer el resultado de los comicios del 14 de febrero.