EH Bildu ha considerado que la inauguración este martes del Memorial de Víctimas en Vitoria es "un acto de irresponsabilidad" ya que pretende "hipotecar la construcción de la paz y de la convivencia democrática en nuestro país".

En ese sentido, ha subrayado que "es imposible construir la paz y la convivencia con un relato tuerto, que ni ve ni escucha la realidad ocurrida desde una mirada amplia, empática y, sobre todo, inclusiva" y ha denunciado que "en vez de acudir a parámetros de solución del conflicto, ahonda en esquemas diametralmente opuestos".

Los parlamentarios de la coalición soberanista Eba Blanco y Unai Urruzuno han ofrecido una rueda de prensa en San Sebastián en la que han recordado que este martes se inaugura en Vitoria "a bombo y platillo" el Memorial de las Víctimas, con la presencia, entre otros, del rey Felipe VI, el lehendakari, Iñigo Urkullu, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

"Ignora y margina"

A su entender, se trata de una infraestructura que "ignora y margina" a una gran parte de las víctimas de este país y que, además, "solamente pretende ser un elemento más para la construcción de un debate de parte y que no resulta ser inclusivo".

La representante de EH Bildu ha insistido en que lo que se inaugura es un memorial "para unas víctimas, con todos los recursos y con una inauguración pomposa", mientras que las demás víctimas como "las del franquismo, las del terrorismo de Estado, las de vulneración de gravísimos derechos humanos, no tienen ni un solo espacio donde se acoja ni su verdad ni su reparación, donde además se pueda hacer un mínimo duelo memorialístico".

En esa línea, ha incidido en que esto es un "instrumento para consagrar la categorización de las víctimas" por el que, según ha dicho, "algunas tendrán todo el apoyo institucional mientras que otras muchas no tendrán nada" y "unas serán de primera, otras de segunda, otras de tercera e incluso a otras muchas se les niega la categoría de víctimas".

"Bunker memorialista"

La coalición soberanista ha denunciado que se trata de "bunker memorialista" que "para nada" es un instrumento que sirva para "construir una memoria viva, dinámica y empática", al tiempo que ha advertido de que, más que para construir convivencia, se ha "ideado como arma arrojadiza, para intentar asentar un relato concreto y parcial". "Hablamos de un memorial dispuesto a ocultar una parte de la verdad, siempre que esta no favorezca a sus intereses", ha añadido.

De este modo, ha recordado que el Memorial es "una infraestructura diseñada desde y para Madrid, en plena época de Mariano Rajoy, teledirigido políticamente para imponerlo en tierras vascas, concretamente en Vitoria, entonces su último feudo".

Además, ha considerado "muy significativo" y "prueba clara de su visión parcial e interesada de la historia" que un memorial radicado en Vitoria "deje fuera la masacre del 3 de marzo de 1976" y ha subrayado que "no es ni normal ni admisible que los cinco obreros asesinados y los centenas de heridos aquel día no tengan ningún espacio en ese centro".

"El edificio que se va a inaugurar mañana podría ser un memorial, pero no lo va a ser, en tanto en cuanto se pretende construir una memoria de parte, nada inclusiva, donde no se reconoce a las víctimas del 3 de marzo pero, en cambio, se pretende consagrar a torturadores como Melitón Manzanas y otros tantos activistas franquistas que tanto daño y sufrimiento generaron a nuestro pueblo", ha censurado.

EH Bildu ha insistido en criticar que se pretende "erigir un relato que emana naftalina, que mira al pasado más que al futuro, que construye un relato de parte y excluyente". A su juicio, "a mejor muestra es que quien viene a inaugurarlo es la institución que legitimó y legitima que el franquismo siga a día de hoy en las instituciones y en la vida política española", en alusión a la participación del rey Felipe VI en el acto.

Finalmente, Blanco y Urruzuno han opinado que se trata de "un acto de irresponsabilidad" ya que pretende "hipotecar la construcción de la paz y de la convivencia democrática en nuestro país" y han subrayado que EH Bildu no lo "legitima" porque no va a "coadyuvar en hipotecar el futuro de nuestro país".