La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha decidido convocar elecciones en la región para alejar el fantasma de la moción de censura. Tras conocer la moción de censura entre PSOE y Ciudadanos en Murcia, Ayuso ha querido adelantarse -si PSOE y Cs repitieran la jugada en Madrid, no podría convocar- y ha decidido disolver la Asamblea "para frenar la moción", dicen fuentes oficiales de Sol.

Sin embargo, el vicepresidente Ignacio Aguado -que aseguró que se enteró de la decisión en el Consejo de Gobierno- ha acusado a la presidenta de "traición" por no "cumplir su palabra de mantener el acuerdo de cuatro años". Además, el líder regional de Ciudadanos ha calificado de "temeridad" convocar elecciones en plena pandemia. Los comicios serán el martes 4 de mayo.

Sin embargo, la presidenta de la Comunidad de Madrid llevaba casi un año temiendo la posibilidad de una moción de censura pactada entre Aguado y Ángel Gabilondo. Unos temores que se multiplicaron durante la gestión de la pandemia y la crisis de las residencias y que llevaron incluso a Ayuso a plantarse en Génova en verano para anunciar a Pablo Casado su intención de convocar.

Génova le quitó la idea de la cabeza y le aseguró que tenía la palabra de Inés Arrimadas de que no habría moción de censura. Las aguas, con encontronazos contínuos, fueron volviendo a su cauce. Sin embargo, el movimiento inesperado de Ciudadanos en Murcia rompiendo el Gobierno regional y el pacto en la alcaldía murciana con un acuerdo con el PSOE han disparado las alarmas en Sol.

Ayuso sorprende en el Consejo

Esta misma mañana, fuentes del entorno de Ignacio Aguado confirmaban a Vozpópuli que descartaban que la moción se extendiera fuera de Murcia. "Nosotros solo estamos ahora mismo gestionando el Consejo de Gobierno de la Comunidad, que está ahora mismo reunido". Y dentro, saltaba la 'bomba': Ayuso comunicaba, para sorpresa de Aguado y todos sus consejeros, que disolvía la Asamblea y convocaba elecciones.

Tras suspenderse la habitual comparecencia de Aguado, hasta ahora portavoz y vicepresidente del Gobierno madrileño, el líder de Cs comparecía para criticar el "capricho personal" de la presidenta de la Comunidad. "Es la mayor irresponsabilidad que ha cometido desde que asumiera la presidencia de la Comunidad de Madrid -ha añadido Aguado-. No solamente porque los madrileños necesitan estabilidad por encima de todo, sino porque hay más de 400 personas ingresadas en hospitales, 94.000 personas más en paro en nuestra región". La presidenta Isabel Díaz Ayuso comparecerá para esgrimir los motivos que han llevado a adelantar la decisión.

El movimiento de Ayuso se producía apenas minutos después de que el presidente de Vox, Santiago Abascal, reclamara elecciones anticipadas en todas las Comunidades donde el PP gobierna con Cs: Madrid, Castilla y León y Andalucía (en Murcia, al registrarse la moción, el presidente López-Miras ya no puede convocar elecciones). Rocío Monasterio, la líder de Vox en Madrid, insistía directamente en la petición "urgente" a Ayuso.

Moción o disolución, ¿qué es primero?

Por su parte, en la Asamblea se producía una carrera para intentar frenar el adelanto electoral. El líder de Más Madrid, Íñigo Errejón, anunciaba que acababa de registrar en la mesa de la Asamblea una moción de censura con la diputada Mónica García de candidata.

De esta manera, Más Madrid intenta evitar la disolución de la Asamblea anunciada por Ayuso y abortar el adelanto electoral. Según el Estatuto de la Comunidad de Madrid, la disolución no tiene que registrarse: se hace por decreto "bajo la exclusiva responsabilidad" del presidente o presidenta y "previa deliberación del Consejo de Gobierno" que estaba reunido cuando Ayuso lo ha anunciado.

Ahora, se debe esclarecer si el acto jurídico previo es el anuncio de la disolución o el registro de la moción, porque las elecciones no se pueden adelantar "cuando está en trámite una moción de censura". Tras el anuncio de Errejón, el PSOE de Gabilondo presentaba también otra. Según fuentes de la Comunidad, "la Asamblea está disuelta desde 12 de la mañana", cuando Ayuso anunció en el Consejo de Gobierno su decisión de convocar elecciones.

"La presidenta de la Comunidad de Madrid -según las fuentes oficiales de Sol- ha firmado el decreto a las 12 horas para disolver la asamblea y convocar elecciones, previa deliberación en el Consejo de Gobierno. La decisión queda decretada en ese momento y se publica en el BOCM al día siguiente, tal y como recoge el artículo 42 de la ley electoral, por lo que cualquier moción de censura es posterior a esa decisión".