"Sospechamos que esos nuevos puentes que está tendiendo el PP con el PSOE estén influyendo en esta relación tan amistosa y el resultado de estas auditorías esté sobre la mesa de la negociación". El portavoz parlamentario de Vox en Andalucía, Manuel Gavira, ha lanzado estas sombras, en forma de conjeturas, para exigir este miércoles al Gobierno andaluz que publique ya el resultado de las auditorías hechas sobre 54 entidades instrumentales de la Junta. Fueron creadas bajo gestión de anteriores ejecutivos socialistas. La formación de Santiago Abascal reivindica que los dictámenes por conocer forman parte del "acuerdo presupuestario" que suscribieron con el Partido Popular, en el marco del pacto de legislatura con Juanma Moreno, previo a su investidura de enero de 2019.

Gavira da por hecho que estas auditorías están finalizadas, a pesar de que durante la rueda de prensa que ha ofrecido en sede parlamentaria se le ha recordado que el portavoz de la Junta y consejero de Presidencia, Elías Bendodo, aseguró este lunes al ser preguntado que "se están ultimando ahora mismo y se harán públicas en breve", fueron sus palabras textuales.

En el marco de su discurso sobre que estos informes están concluidos, este partido opositor llega a afirmar que el bipartito PP-Cs "está modificando entes instrumentales de la administración, en base al resultado de esas auditorías, y en base al primer acuerdo presupuestario al que llegó con Vox". De ahí que, tras apelar a la "cacareada transparencia y regeneración", se pueda conocer "la verdadera dimensión de lo que es la administración de la Junta", ha expuesto Gavira sobre lo que la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas llegó a llamar "chiringuitos creados por el PSOE".

Vox ha recordado que cuando los actuales gobernantes del Partido Popular eran oposición al PSOE hablaban de los citados entes instrumentales como "fuentes de colocación de amigos y familiares", así como de "administración paralela" de la Junta de Andalucía.

El citado partido opositor hace hincapié en los "tres millones de euros" que han costado estas auditorías "a todos los andaluces" para reclamar la "mayor transparencia" a la hora de hacer públicos los dictámenes fiscalizadores. "Quizá les interese tenerlas paralizadas, no entendemos por qué no se hacen públicas", ha dicho Gavira sobre las auditorías para, a continuación, denunciar "el incumplimiento" del acuerdo presupuestario que Vox alcanzó con PP y Cs.

Ya el pasado 27 de mayo, también en sede parlamentaria, el consejero de Hacienda, Juan Bravo, mostró su disposición a que las auditorías sobre el llamado sector público instrumental estuvieran listas "en el plazo más breve, de aquí a verano". De hecho, se comprometió a que las conocería "todo el mundo".

En aquel entonces, Bravo justificó la demora existente debido a la pandemia. Además, se refirió a la supervisión necesaria de la Intervención de la Junta, la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) y la Cámara de Cuentas, además de otras actuaciones, como la fusión de las agencias  IDEA y Andalucía Emprende, además de  la creación del futuro Instituto Andaluz de Salud.

Más críticas a la reunión de Moreno con Espadas, tachada de "torpeza"

El portavoz parlamentario también se ha referido a la reunión que el presidente Moreno tuvo con el socialista Juan Espadas, entrevista que, según ha dicho, "nos parece una torpeza" por parte del gobernante popular. A juicio de Gavira "no hay mejor campaña de propaganda que la que Juanma Moreno está haciendo a Espadas".

Desde la formación de derecha extrema creen que "el Partido Popular lo que pretende es parecerse al PSOE". Además, dicen estar preocupados "por la pájara política" que, a su juicio, "está sufriendo el PP con sus disputas provinciales porque no es el mensaje que los andaluces quieren escuchar", en clara alusión a la última batalla desatada entre Génova y la dirección regional por el control del Partido Popular de Sevilla y, más concretamente, en relación con la designación del futuro candidato a la Alcaldía.

Como ya informó Vozpópuli, la dirección provincial – enfrentada a Moreno Bonilla y respaldada por Casado– pretende que el alcaldable hispalense sea José Luis Sanz, actual alcalde de Tomares (con mayoría absoluta) y exsecretario general del PP-A durante el llamado interregno de Zoido en la presidencia (2012-2014) hasta la llegada de Moreno. Por el contrario, la organización regional pretende postular a la consejera de Cultura de la Junta, Patricia del Pozo, arenista de pro y enfrentada a la presidenta provincial, Virginia Pérez, ganadora del último congreso en la provincia sevillana.