Datos Gabriel Rufián se desboca en el Congreso

El diputado de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) causa sensación en sus intervenciones parlamentarias en el Hemiciclo

Gabriel Rufián Romero, 30 años, Santa Coloma de Gramanet, ERC, XI y XII legislatura. 

Desde que Rufián se estrenara en el Congreso a principios de este año, el diputado ha dado la nota cada vez que ha intervenido en alguna sesión. 

Durante la fallida XI legislatura, sus aportaciones se hicieron notar en los Plenos del Congreso con motivo, entre otros, de la propuesta de candidato a la Presidencia del Gobierno de Pedro Sánchez.

También en la Comisión de Interior a propósito de la derogación de las Reformas Laborales, de la Ley Orgánica de protección de la seguridad ciudadana o de la presentación del informe 2015 del Defensor del Pueblo

Con la XII legislatura, Rufián se ha hecho oír en el Pleno del Congreso cada vez que Mariano Rajoy acudía para tratar de ser investido presidente.

En el primer intento, que tuvo lugar el mes de septiembre, Ciudadanos fue su blanco. La razón: "El Frente Nacional Naranja" como él les llama, apoyaron al candidato popular. 

Un mes después, Rufián hizo diana con el PSOE. Una sarta de descalificativos, insultos, ofensas, humillaciones y mofas se hicieron eco en el Hemiciclo. 

El motivo: el partido socialista iba a "apretar el botón" de la abstención para investir a Mariano Rajoy como presidente. 

Así, el pasado sábado 29 de octubre se escucharon perlas como: "nunca más vuelvan a decirse socialistas, nunca más vuelvan a decirse obreros; traidores es el único nombre que merecen", "¿no les da vergüenza que solo les quede de izquierdas el sitio en el que se sientan en los consejos de administración de las eléctricas?".

Para continuar con los siguientes comentarios: "¿No les da vergüenza darle el poder a uno de los partidos más reaccionarios de Europa, junto con el cuñadismo neoliberal salvaje...", "¿No les da vergüenza ser republicanos, pero monárquicos; socialistas, pero neoliberales; obreros, pero en consejos de administración; y de izquierdas, pero dando el poder a la derecha?". 

Ejerciendo de portavoz de la Comisión de Cultura, Rufián dejó patente su postura sobre la derogación de la tauromaquia como patrimonio cultural.

En esta ocasión se escuchó: "Al toro le gusta que le maten, es una orgía de placer para él", "un espectáculo basado en el sufrimiento de un ser vivo no es una fiesta, es una canallada, es una salvajada". 

Tal y como sucedió en la legislatura anterior, a la Comisión de Interior también le toco ser testigo y oído de la dialéctica del diputado catalán. 

En esta ocasión ha opinado sobre cuestiones que afectan a Ceuta y Melilla, la coordinación entre Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la proposición de derogación de la Ley Orgánica de protección de la seguridad ciudadana

Los aludidos en esta ocasión fueron el ministro del Interior, Ciudadanos y hasta Podemos con frases como estas: "Seguramente algún grupo parlamentario que está hoy aquí representado se interesaría mucho más si esta gente, por ejemplo, fuera venezolana", "la marca blanca del PP", "Fernández Díaz, alias ‘esto la Fiscalía te lo afina, busca un poquito más’".  

Como no podía ser de otra forma, el Rey tampoco se ha salvado de la verborrea del catalán: "que a ustedes para presidir su Estado les deba proponer un señor desde un palacio al que no ha votado nadie es normalidad democrática. Bueno, su padre sí que tuvo un voto, el de un tal Francisco Franco Bahamonde, que quizá les suene".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba