España Sánchez estrena la legislatura exigiendo una investigación sobre el ministro del Interior y Acuamed

El líder del PSOE ha anunciado esta mañana a su grupo parlamentario que a partir de mañana exigirá una comisión de investigación sobre la política del Ministerio del Interior en Cataluña y el escándalo de Acuamed.

Pedro Sánchez le ha comunicado esta mañana a su grupo parlamentario, reunido en el Congreso, que cuando mañana arranque la XII legislatura lo primero que hará el PSOE es exigir una comisión de investigación sobre la política que ha desplegado el Ministerio del Interior en Cataluña, "persiguiendo a políticos libremente elegidos a través de los métodos ya conocidos", y otra sobre el escándalo de Acuamed, "que además de implicar a altos cargos de Agricultura salpica también a un comisario europeo".

El líder del PSOE acusa a Jorge Fernández Díaz de perseguir a políticos catalanes libremente elegidos

Estas solicitudes serán registrada por el PSOE este martes en el Congreso, además de una batería de medidas legislativas en las que se recogen algunas de las ofertas con las que los socialistas concurrieron a las elecciones generales del pasado junio. "Cuando se constituya el Gobierno vamos a ser una oposición útil y constructiva, pero siempre desde la izquierda", ha señalado el líder socialista.

Un Gobierno conservador, pero no continuista

Al igual que hizo en el reciente comité federal de su partido, Sánchez ha advertido de que el PSOE no apoyará la investidura de Mariano Rajoy, al que corresponde, ha dicho, "articular una mayoría suficiente no solo para superar la investidura, sino también para garantizar un Gobierno estable". En esta operación, ha insistido, Sánchez, no estarán los socialistas, pues es a Rajoy "a quien compete buscar los apoyos necesarios para gobernar". Sánchez se ha permitido, incluso, darle al presidente del Ejecutivo en funciones varios consejos: el primero, que se presente a la investidura, aunque no haya reunidos los votos suficientes. El segundo, que escuche el mensaje de "cambio político" que le enviaron los españoles del 26J. Y el tecero, que no desarrolle un programa de "corte continuista", lo que equivaldría, a su juicio, a derogar la última reforma laboral, combatir la corrupción y oponerse a los recortes que pide Bruselas.

"Nuestro voto será contrario a la investidura, aunque el PSOE está abierto a dialogar con Rajoy sobre todo lo que considere oportuno. Pero dialogar no significa negociar", ha vuelto a advertir Sánchez, dando por bueno que la sesión de investidura, como ha sugerido Rajoy, se celebrará a primeros de agosto. Algunos diputados de su cuerda han aprovechado la ocasión para pedir al líder socialista de que, en el caso de que Rajoy no consigue el respaldo suficiente dentro de dos semanas, él intente someterse también a la investidura recabando apoyos de Podemos y los partidos que sean necesarios para conseguir este objetivo.

Sánchez insiste en el voto contrario del PSOE a la investidura de Rajoy y algunos diputados le animan a que intente pactar de nuevo con Podemos para formar Gobierno

Por último, el secretario general del PSOE ha recordado que se cumplen dos años de su permanencia al frente del PSOE, ocasión que ha aprovechado para pedir "transparencia y ejemplaridad" a todos sus parlamentarios. En la reunión del Grupo se ha ratificado a la actual dirección, por lo que el portavoz en la Cámara Baja seguirá siendo Antonio Hernando.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba