España

Felipe a Sánchez: "Tú no pactes con el diablo y yo me ocupo de Susana"

Pedro Sánchez se siente traicionado por Felipe González. El expresidente le prometió frenar los movimientos de Susana Díaz para coger el timón del PSOE a cambio de evitar un pacto de Gobierno con Podemos. En Ferraz se opina que ha incumplido su palabra.

Felipe González junto al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.
Felipe González junto al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. EFE

El PSOE vuelve a estar encerrado en la misma olla a presión que el pasado diciembre estuvo a punto de evaporar el liderazgo de Pedro Sánchez al frente del partido. Había un congreso convocado para el 20 de mayo que podía romper la organización en dos mitades y Ferraz decidió este lunes dar marcha atrás después de constatar que nadie se atrevía a pedir en alto su cancelación por miedo a emitir señales de debilidad. El más dolido con la situación vuelve a ser el secretario general, pues se siente engañado hasta por Felipe González. El expresidente alcanzó con él en enero pasado un acuerdo que ha terminado incumpliendo: “Tú no pactes con el diablo y yo me ocupo de Susana”, le trasladó González. Mientras Sánchez ha respetado su palabra al dinamitar cualquier tipo de acercamiento real a Podemos aproximándose a Ciudadanos, el expresidente ha dejado que Susana Díaz avance en sus planes para hacerse con el control de Ferraz. El aplazamiento del congreso federal hasta después de las elecciones previstas para junio, en el que han mediado los barones regionales, solo supone para ella posponer varios meses su salto a la política nacional, paso que ya nadie duda que dará en el supuesto, lógicamente, de que Sánchez volviera a perder las legislativas.

Sánchez gana apoyos para ser el candidato al 26-J, por lo que el duelo con Díaz podría aplazarse al verano

Algunas fuentes cercanas a González matizan que no llegó a explicitarse como tal  un acuerdo entre los dos y que a lo más que se atrevió el expresidente fue a enviar a Sánchez “un mensaje cifrado” que todos los dirigentes del partido entendieron en la misma dirección: el precio de frenar a Susana Díaz era no pactar nada con Pablo Iglesias. A eso respondieron las declaraciones realizadas por González en febrero a una televisión amiga como Canal Sur en las que dejó claro que la presidenta andaluza debía permanecer en su tierra y olvidarse de soñar con Madrid. “Si yo estuviera en la piel de Susana, no iría ni a la secretaría general en mayo ni a la candidatura de las próximas elecciones”, dejó dicho el expresidente en la citada cadena autonómica y en otros medios de comunicación.

Ha pasado desde entonces mes y medio y lo que se ha evidenciado, aseguran medios muy próximos a Sánchez, es que González “no ha querido o no ha podido” atar en corto a Díaz ni convencerla de que lo mejor que puede hacer por Andalucía y por su propio partido es gobernar en su tierra y respetar el mandato que los electores le dieron hace ahora un año.

Hay otras fuentes que apuntan dos errores básicos del actual líder socialista a la hora de administrar una situación en la que se solapaba el calendario para negociar la formación de Gobierno con el fijado por el comité federal para despejar quien manda en el PSOE. “El primer error fue confiar a Felipe el control de Susana Díaz, sabiendo que él ya no manda lo que antes y que ha perdido mucha autoridad. El segundo es creer que Díaz no se atrevería a disputarle el liderazgo por miedo a perder y quedar desacreditada como presidenta de la Junta”.

Los barones afines a Susana cambian de posición

El regreso de la disputa ha pillado a la mayoría de los barones socialistas fuera de juego, hasta el punto de que algunos de ellos se han visto obligados a mediar ‘in extremis’ para evitar la celebración de un congreso “a cara de perro” en mitad de otra campaña electoral. Los que siguiendo las instrucciones de Susana Díaz precipitaron el pasado diciembre la convocatoria del congreso para la primavera recién estrenada, ahora han defendido su aplazamiento porque ven un riesgo real de que el PSOE se fracture yPodemos le saque la delantera en las urnas, si finalmente se vuelve a ellas el 26 de junio. Y quienes hace tres meses defendieron la celebración del congreso en el verano, cuando ya estuviera despejada la formación del Gobierno, ahora tampoco se atrevían a defender su aplazamiento porque de lo que se trataba era de enviar a la militancia señales de fortaleza. Prueba evidente de ello es que la apuesta de Ferraz por retrasar el congreso se facilitó este lunes a través de un escueto comunicado. La ejecutiva lo dará hoy forma y el sábado se formalizará la decisión en el comité federal.

Ninguno de los dos bandos contendientes pierde de vista que para el 8 de mayo, dos semanas antes del congreso aplazado, había convocadas también unas primarias para que la militancia eligiera al secretario general. Pedro Sánchez daba por ganada esta partida pues se considera blindado por las bases del partido desde que fuera aupado por ellas al cargo en julio de 2014. En su equipo se opina, además, que la reelección hubiera dejado sin margen a Susana Díaz para batallar posteriormente en el congreso, ya que Sánchez se sentiría con autoridad para rodearse en la ejecutiva de su propio equipo de confianza, algo que no pudo hacer en la cita extraordinaria celebrada hace menos de dos años.

Los barones no quieren presenciar "un suicidio colectivo" en plena campaña electoral

Sin embargo, Susana Díaz piensa lo contrario, que con el poderoso respaldo de la federación andaluza hubiera podido llegar bajo palio a Ferraz y hacerse con el control del partido. “El choque hubiera sido emocionante”, reconocen fuentes socialistas, “pero al final nadie ha querido prestarse a un suicidio colectivo”. Sánchez tiene todas las papeletas para ser el candidato a las elecciones del 26-J si éstas, finalmente, se convocan, por lo que el espectáculo que se preparaba para mayo se demora al próximo verano, salvo que la presidenta andaluza se revuelva y fuerce la celebración de unas primarias para elegir el cartel electoral. Ha prometido que la respuesta no la dará hasta el próximo sábado, cuando escuche las explicaciones de Sánchez y comprenda su interés en retrasar el congreso.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba