España

Llegan a Barcelona los 60 migrantes rescatados por el barco de Open Arms

Los 60 inmigrantes, rescatados el pasado 30 de junio frente a las costas libias, están en buen estado de salud

Rescate de migrantes por parte del buque Open Arms
Rescate de migrantes por parte del buque Open Arms Proactiva

El buque de la ONG catalana Proactiva Open Arms ha atracado este miércoles en el puerto de Barcelona, tras cuatro días de travesía por el Mediterráneo, con 60 personas a bordo de 14 nacionalidades diferentes.

La embarcación ha entrado por la bocana del puerto escoltado por el otro barco de la ONG, el Astral, en el que viajan cuatro eurodiputados; el remolcador Punta Mayor de Salvamento Marítimo; y el histórico Barceloneta, que ha salido a su encuentro para acompañarle en su entrada a la capital catalana.

Un operativo dispuesto por el Gobierno, la Generalitat, el Ayuntamiento de Barcelona y la Cruz Roja atenderá a los inmigrantes cuando desembarquen en el muelle de cruceros, después de que los médicos de Sanidad Exterior les examinen a bordo y antes de ser trasladados a los equipamientos dispuestos para acogerles.

Buen estado

Los 60 inmigrantes, rescatados el pasado 30 de junio frente a las costas libias, están en buen estado de salud aunque "cansados y ansiosos" por llegar, ha explicado a Efe la portavoz de la ONG Laura Lanuza.

Entre los inmigrantes hay ocho palestinos, ocho de Sudán del Sur, tres de Mali, cinco sirios, uno de Burkina Faso, otro de Costa de Marfil, cuatro eritreos, ocho egipcios, tres de República Centroafricana, dos de Camerún, dos etíopes, seis libios, ocho de Bangladesh y un guineano. 

Por otro lado, la Cruz Roja ya ha montado un pequeño hospital de campaña en la Terminal de cruceros del puerto de Barcelona, adonde está previsto que llegue el barco Open Arms y donde también ha desplegado un operativo con 70 técnicos, cinco vehículos de apoyo y dos ambulancias.

Entre ellos hay médicos, enfermeras, un equipo de apoyo psicosocial y de albergue y conductores, precisa la organización humanitaria, que ha pedido "máxima discreción y protección de identidad e intimidad de las personas que llegan". 



Volver arriba