España

Jueces y fiscales se 'hartan' de Catalá y salen a la calle para exigir la mejora de la Justicia

Jueces y fiscales amenazan con una jornada de paro general el 22 de mayo y una posterior huelga indefinida mientras el ministro de Justicia asegura que no existe un conflicto y que los presupuestos de 2018 podrán calmar los ánimos en el sector

El juez decano de Madrid, Antonio Viejo (d), junto a otros jueces y fiscales que hoy se han concentrado en la sede general de juzgados para reclamar al Ministerio que impulse las iniciativas políticas y legislativas necesarias para mejorar el estado de la Justicia
El juez decano de Madrid, Antonio Viejo (d), junto a otros jueces y fiscales que hoy se han concentrado en la sede general de juzgados para reclamar al Ministerio que impulse las iniciativas políticas y legislativas necesarias para mejorar el estado de la Justicia

Jueces y fiscales de toda España se han concentrado este jueves en la mayor parte de los juzgados del país para reclamar al Ministerio de Justicia de Rafael Catalá, y al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) que se sienten a negociar inmediatamente sus reivindicaciones para mejorar la Justicia, con una jornada de paro general previsto para el próximo 22 de mayo e incluso una posterior huelga indefinida de no atenderse sus reclamos.

A la espera de los datos de participación que ofrecerá a última hora de la tarde la Comisión Interasociativa, las siete asociaciones de jueces y fiscales que la configuran subrayan a Efe el "importante" seguimiento en todos los órganos judiciales del país que deja "una primera fotografía" de una "protesta mayoritaria" ante la cual "el Ministerio debe tomar nota".

Seguimiento mayoritario

Ha sido a las 13.00 horas cuando jueces y fiscales han salido a las puertas de las sedes judiciales para demandar al Ministerio de Justicia y al CGPJ mejoras laborales, entre ellas la recuperación del poder adquisitivo que perdieron con la crisis y también la necesidad de incrementar la independencia judicial.

Así ha sucedido en la Audiencia Provincial de Sevilla y de Madrid, en el Tribunal Superior de Justicia de Baleares y Andalucía, en los palacios de Justicia de Bilbao, Vitoria y San Sebastián, en la Ciudad de la Justicia de Las Palmas y Zaragoza, en el Palacio de Justicia de Pamplona, en los Juzgados de Plaza de Castilla de Madrid y en la sede de la Audiencia Nacional.

Mientras que otros lugares los actos reivindicativos se han celebrado en el interior como en la biblioteca del Decanato de Oviedo, por razones operativas, y en Barcelona, donde precisamente ha tenido lugar la mayor concentración de España.

En la capital catalana el acto se ha convocado en una sala interior para evitar eventuales protestas independentistas que deslucieran las reivindicación de los jueces o incluso pudieran desembocar en incidentes, según han indicado fuentes jurídicas.

El calendario apenas ha comenzado

Pero ya sea dentro o fuera, las asociaciones fiscales destacan la "respuesta positiva" y el "importante seguimiento" que sus compañeros han ofrecido en todo el país, aunque han dejado ver que "todavía se pueden sumar más jueces y fiscales" habida cuenta de que el calendario de movilizaciones no ha hecho más que empezar.

Mientras que las asociaciones judiciales consultadas por Efe coinciden en que la movilización ha sido mayoritaria prácticamente en todos los lugares del país y recuerdan que ésta es solo la primera de la medidas de conflicto programadas para los próximos meses, entre ellas la huelga del 22 de mayo, a la que no renuncian.

La nota de color la han puesto las togas de aquellos jueces y fiscales que estaban celebrando juicios y otras diligencias pero que no han dudado en parar unos minutos para unirse a las concentraciones. Y aquellos que no han podido adherirse presencialmente lo han hecho por correo, añaden las asociaciones.

Además, la mayoría de las concentraciones han estado encabezadas por las máximas autoridades judiciales de la provincia o de la comunidad autónoma, entre jueces decanos, fiscales superiores y presidentes de audiencias provinciales, quien han sido los que han leído en cada ciudad el manifiesto reivindicativo.

Reclamos

Dicho texto pide más medios humanos y materiales para afrontar la excesiva carga judicial y modernizar las infraestructura, además de la digitalización que tantas críticas ha acarreado en el sector por la falta de previsión y de formación.

Pero también reclama una mayor independencia judicial, la recuperación salarial hacia los niveles de 2010 y la convocatoria de la Mesa de Retribuciones, que lleva siete años sin reunirse.

A ello hay que añadir las peticiones de los fiscales que instan a derogar los plazos máximos de instrucción en tanto en cuanto no se dote de los medios necesarios y la paralización de la implantación de la justicia digital.

Con esta movilización se abre la veda del resto de protestas que jueces y fiscales están dispuestos a llevar a cabo si, según ellos, Justicia continúa desoyendo sus demandas.

Entre ellas figura otra concentración en Madrid el 14 de abril, paros parciales de una hora los jueves durante un mes y, en caso de continuar sin respuesta, no descartan ir a huelga, el 22 de mayo.

Todo ello acontece mientras el ministro de Justicia, Rafael Catalá, asegura que no existe un conflicto y que los presupuestos de 2018 podrán calmar los ánimos en el sector, y el líder de los socialistas Pedro Sánchez se reúne mañana con las asociaciones.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba