España

Aviso de Pedro Sánchez a los barones: “Nos jugamos la supervivencia del partido, no la mía”

El líder socialista confía en una alta movilización de todo el partido en la recta final de la campaña. En Ferraz se observa, sobre todo, a la presidenta andaluza, Susana Díaz, ya que en su comunidad es clave.

Pedro Sánchez, en un reciente comité federal del PSOE.
Pedro Sánchez, en un reciente comité federal del PSOE. EFE

Hay veteranos dirigentes socialistas que siguen muy de cerca la campaña de Pedro Sánchez y no se creen las encuestas. Ven difícil, por no decir imposible, que Unidos Podemos consume el adelantamiento en escaños. Recuerdan algo evidente, que el sorpasso en votos ya se dio el pasado 20 de diciembre, fecha en la que Pablo Iglesias, sus confluencias y Alberto Garzón, sumaron por separado 6,1 millones de papeletas frente a las 5,5 millones del PSOE. Y con estos datos dudan de que la nueva marca nacida a la izquierda del espectro político sea capaz de rentabilizar tanto su alianza como para eliminar la diferencia de 19 escaños con la que los socialistas retuvieron el segundo puesto hace cinco meses (90 asientos frente a 71).

El PSOE espera frenar el sorpasso en escaños con una alta movilización al final de la campaña

Para frenar el sorpasso, el PSOE considera imprescindible la movilización de todos los barones regionales, también de los más críticos con Pedro Sánchez. En Ferraz se observa, sobre todo, a la presidenta andaluza, Susana Díaz, ya que en su comunidad es donde se juega la distribución del mayor número de diputados a partir de los restos, condicionados por un reducidísimo número de votos. De ahí que el mensaje que el secretario de Organización del partido, César Luena, está transmitiendo en nombre de Sánchez a los diferentes dirigentes territoriales, un tanto a la desesperada, sea muy claro: el 26J está en juego la supervivencia del conjunto del partido y no caben las deslealtades.

Es el mismo aviso que el propio Pedro Sánchez ha trasladado también en privado a algunos de los responsables de las distintas federaciones- “nos jugamos la supervivencia del partido, no la mía” –conscientes en todo caso de la complejidad que tendrá el PSOE para administrar unos resultados electorales que, escaño arriba o abajo, pueden acabar siendo bastante similares a los del 20D, en un escenario sin mayorías de gobierno limpias en el que volverán a ser imprescindibles los pactos.

A pesar del abatimiento que predomina en Ferraz, hay cada vez menos dudas sobre la voluntad de presidentes autonómicos como la andaluza Susana Díaz, Guillermo Fernández Vara en Extremadura o Emiliano García-Page en Castilla-La Mancha, de pisar el acelerador en esta campaña, a la vista de las dificultades que revestiría también para ellos tener que afrontar la formación de una gestora de ámbito nacional en caso de catástrofe para acabar facilitando la continuidad del PP en el Gobierno.

Crece el número de barones que desconfían de que Susana Díaz abandone Andalucía y pegue el salto a Madrid

Cada vez son más los dirigentes del PSOE que opinan que en este último supuesto, Susana Díaz no se atreverá a dar el salto a Madrid inmediatamente después del 26J, incluso aunque su partido quede fuera del tablero de juego en tercera posición. Para conducir la nueva etapa de oposición, Díaz no dispondría ni siquiera de escaño en el Congreso y se arriesgaría a abandonar su feudo andaluz después de presidir un Gobierno que, después de un año de vida, todavía no ha sabido superar el punto muerto.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba