España

Cuatro años viendo la vida pasar desde el escaño: los 20 diputados más vagos de la X legislatura

De acuerdo al volumen de iniciativas e intervenciones por días transcurridos en el sillón del Congreso, 'Vozpópuli' ha analizado qué parlamentarios han sucumbido a la pereza durante la última legislatura. En lenguaje marinero, los que no han dado palo al agua.

Vista general del hemiciclo vacío del Congreso de los Diputados.
Vista general del hemiciclo vacío del Congreso de los Diputados. Efe

Desde este lunes el Palacio de las Cortes se quedará tiritando. Es el día en el que Rajoy ha decidido firmar el decreto de disolución del Congreso y del Senado para fijar el 20 de diciembre como fecha de las próximas elecciones generales. Hasta después de Reyes, momento en el que el nuevo Congreso debe ser convocado, tan solo un contingente de 21 miembros estará al quite para resolver las situaciones de socorro que puedan suscitarse en la Cámara desde la Diputación Permanente.

Serán días de asueto y de campaña, remunerados, eso sí, gracias a una ley de 2006 que permitía a los cesantes seguir cobrando su sueldo a pesar de no tener ningún trabajo que realizar. Al fin y al cabo el hemiciclo está cerrado. Algunos no notarán una diferencia muy drástica, pues en los últimos cuatro años han estado en la cámara, sí, han emitido votos, sí, pero han estado en letargo en su actividad parlamentaria.

Muchos son del Partido Popular, que con su mayoría absolutísima ha tenido exceso de miembros para repartir los trabajos comunes en los parlamentarios. De acuerdo al análisis de Vozpópuli sobre el volumen de iniciativas e intervenciones de los 350 diputados del Congreso por días transcurridos en el escaño durante la última legislatura -según datos de la página oficial del Congreso y la aplicación web Qué hacen los diputados- , estos serían los 20 diputados que, en lenguaje marinero, no dan palo al agua.

Juan Antonio Abad Pérez

El diputado riojano, anteriormente alcalde de Arnedo, debutaba como representante de los ciudadanos en el Congreso en esta legislatura. Su entrada en la cámara no marcará un antes y un después si se tiene en cuenta que en cuatro años solo ha hecho nueve preguntas escritas, tres intervenciones en pleno y 13 en comisión. En el Congreso estaba, pues solo faltó cuatro días a votar, aunque su actividad fuese escasa.

Juan Manuel Albendea Pabón

Con solo diez preguntas escritas y trece intervenciones entre pleno y comisión este diputado tiene premio: es presidente de la comisión de Cultura. Eso no supone un aumento significativo de la carga laboral, pero sí una buena gratificación en cuestiones de sueldo. El sevillano, que fue diputado en cuatro legislatura anteriores, se fue a más de 6.000 euros de salario

Cayetana Álvarez de Toledo

Álvarez de Toledo, una de las diputadas más mediáticas del Congreso, ya ha anunciado que no se presentará a los próximos comicios. La cámara no notará mucho su ausencia en lo que a intervenciones se refiere, pues la periodista ha sido de las más inactivas del congreso. Nueve preguntas escritas y solo tres intervenciones –en pleno, eso sí- las dos últimas para pedir la liberación de Leopoldo López.

Carlos Aragonés Mendiguchía

Un histórico del Congreso, pues lleva ya seis legislaturas como diputado, tuvo en su pasado tiempos de mayor actividad. Fue durante ocho años jefe de gabinete de Aznar cuando este era presidente, unos días de desenfreno laboral que hoy no replica. Intervino una vez en la comisión de exteriores en 2012 y desde entonces no se ha vuelto a oír su voz para proponer nada. Tiene en su historial nueve preguntas escritas y, eso sí, sueldo de presidente de comisión por liderar las reuniones de Cooperación Internacional.

Juan Bertomeu Bertomeu

Bertomeu Bertomeu es uno de esos diputados populares que no han destacado por su frenética actividad en las cámaras. Más bien al contrario, pues solo se le han registrado en estos cuatro años once preguntas parlamentarias, diez de ellas escritas, y catorce intervenciones en pleno o comisión. Casi toda su actividad ha estado circunscrita a las relaciones con el Defensor del Pueblo, comisión de la que era portavoz adjunto.

Lucila María Corral Ruiz

Cinco iniciativas y dos intervenciones. Ha tenido pocos días para acostumbrarse, ya que no ha pasado ni un año desde que ocupase el puesto del exministro Valeriano Gómez, pero su falta de actividad se puede ver solo con compararla con una compañera suya del PSOE, María del Mar Arnaiz, que en el mismo tiempo ha hecho 81 iniciativas y tres intervenciones.

Miguel Ángel Cortés Martín

Cortés se ha tomado con calma su séptima legislatura en el Congreso. Diputado, miembro de FAES, antiguo secretario de Estado y parte del Clan de Valladolid de colaboradores cercanos de Aznar, ha quedado como uno de los diputados más inactivos de esta décima legislatura. 26 preguntas, todas ellas por escrito, y una intervención en comisión son el muy exiguo historial de este histórico diputado en estos cuatro años.

Carlos Floriano Corrales

Floriano se centró durante buena parte de la legislatura mucho más en sus funciones en Génova que en el Congreso por el que era diputado electo. 11 preguntas, diez de ellas escritas, y diez intervenciones entre el pleno y la diputación permanente. Ni siquiera su caída en los órganos de su partido le ha empujado a redoblar sus esfuerzos e intensificar su actividad, a pesar de que en aquel momento se dijo que sus nuevas funciones estarían relacionadas con la portavocía del Grupo Parlamentario Popular.

José R. García Hernández

Sustituyó a Ignacio Astarloa el 24 de abril de 2014, pero su llegada no supuso un torbellino para la cámara. Es uno de los escasísimos casos que, con más de un año de estancia en la Carrera de San Jerónimo, no ha llegado a hacer ni una sola pregunta parlamentaria. Ni por escrito ni oral. Sus ocho intervenciones parlamentarias, dos de ellas en pleno y otra en la diputación permanente, tampoco muestran una actividad frenética. En su haber está la ponencia de tres leyes que salieron adelante y la vicepresidencia de la comisión de Presupuestos. 

Concepción González

La popular Concepción González, Concha, como le gusta que la llamen, no ha dicho esta boca es mía en los 1279 días que ha ocupado el cargo de diputada por Cáceres en esta X legislatura. Su participación en las Cortes se concentra en nueve preguntas escritas sobre el plan de pago a proveedores en la provincia de Cáceres y siete intervenciones parlamentarias, es decir, una media de una pregunta sobre papel cada cuatro meses. Su vida profesional y política se han desarrollado en el pueblo de Moraleja, en la vega de la Sierra de Gata, donde ha ejercido de alcaldesa en dos ocasiones. Se incorpora a las Cortes en 2012 tras la dimisión del diputado cunero Rafael Rodríguez Ponga al ser nombrado secretario general del Instituto Cervantes.

Inmaculada Guaita Vañó

Termina la legislatura y en el portal del Congreso no hay ni rastro de preguntas orales o escritas de la presidenta y concejala del PP en Picassent, Inmaculada Guaita. Ocupa el escaño por Valencia desde hace unos 480 días cuando sustituyó a González Pons al ser elegido diputado en las elecciones al Parlamento Europeo el pasado 25 de mayo. Guaita, que ya ocupó los aposentos del Congreso en 2009 para relevar al exministro José María Michavila, otro de los “grandes”, ha intervenido unas seis veces en los quehaceres parlamentarios, lo que significa que ha hecho “algo” cada 80 días.

Silvia Heredia Martín

La concejala del Excelentísimo Ayuntamiento de Écija desde 2007, Silvia Heredia Martín, ha debutado en esta legislatura como diputada del PP por Sevilla con 22 asuntos a lo largo de 1420 días. En concreto, la sevillana ha preguntado 14 veces de forma escrita y ha intervenido en ocho proposiciones y proyectos en torno a eso de las leyes. Así, la representante de los sevillanos y también secretaria primera de la Comisión de Empleo y Seguridad Social se estrena en el Palacio de las Cortes con un promedio de una “actividad” cada 65 días.

María Piedra Escrita Jiménez

Haciendo honor a su nombre, la diputada del PP por Badajoz María Piedra Escrita Jiménez, ha optado por las preguntas escritas para dejar constancia de sus iniciativas en el Congreso. Hasta nueve ha realizado en los 1.384 días transcurridos como parlamentaria. Pero además, esta profesora natural del municipio pacense de Campanario, cuya patrona es la virgen de Piedraescrita, ha intervenido en una ocasión durante esta legislatura, es decir, una media de “dar clavo” cada cinco meses aproximadamente.

Valentina Martínez

Parece que justo cuando le estaba cogiendo el tranquillo a la profesión de señoría tras 377 días en el Congreso a la diputada por Madrid Valentina Martínez le disuelven las Cortes. Nacida en Santiago de Compostela y con un CV de aúpa, tomó posesión de su escaño en sustitución del exministro de Justicia Alberto Ruiz-Gallardón, quien renunció al acta de diputado a raíz de la retirada por parte del Gobierno de la reforma de la Ley del aborto. Exactamente, Martínez ha ejercido su labor en cuatro ocasiones, dos de ellas en este mes de octubre en forma de preguntas escritas sobre la efectividad de Marca Espana y las medidas para dar respuesta al cupo de los refugiados.

Mariano Pérez-Hickman

La designación como número uno de la lista del PP a las elecciones europeas del ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, propició la vuelta del exdiputado Mariano Pérez-Hickman al Palacio de la Carrera de San Jerónimo. El diputado por Madrid ha intervenido tres veces en la Comisión de Defensa a lo largo de los 471 días que ha ocupado el escaño esta legislatura, lo que equivale a un año y más de tres meses. Eso sí, Pérez-Hickman no ha dicho ni pío en cuanto a preguntas escritas u orales se refiere.

Antonio Román Jasanada

Cada mes y medio aproximadamente el diputado por Guadalajara Antonio Román Jasanada ha participado en 30 ocasiones en los cuatro años de legislatura. Cada 47 días el alcade, médico y diputado, toma la iniciativa para escribir alguna pregunta, 15 en total, o intervenir en la Comisión de Sanidad y Servicios Sociales. Sin embargo, Román no ha fallado ni un día a la hora de votar en el Pleno que, al fin y al cabo, es la misión principal de los parlamentarios.

Carmelo Romero Hernández

Carmelo Romero llegó al Congreso en los comienzos de la X legislatura como diputado por Huelva. Se trata del alcalde de Palos de la Frontera, cuna del Descubrimiento de América que, si bien goza de un gran apoyo por parte de los ciudadanos del municipio onubense por llevar a cabo múltiples proyectos como servicios públicos a un euro o chequés bebé de 600 euros, su actividad parlamentaria le baja la "nota". Romero participa en las actividades de las Cortes (sin contar la de votar) una vez cada dos meses aproximadamente.

Celinda Sánchez García

Diputada por Palencia del Grupo Popular, Celinda Sánchez se despide de estos últimos cuatro años con 12 preguntas, once de ellas escritas. Eso sí, ha intervenido también en unos 18 asuntos parlamentarios. La Alcaldesa de Venta de Baños considera que ha desarrollado un "arduo e intenso trabajo" en el Ayuntamiento del municipio palentino, primero como alcaldesa durante el anterior mandato (1999-2003), y posteriormente, desde mayo del 2003 hasta ahora, como portavoz del principal grupo de la oposición. Quizá por ello, su actividad parlamentaria parezca insuficiente en comparación con otros diputados que llevan el mismo tiempo en el cargo.

Juan Carlos Vera Pró

Más de un par de meses deben pasar para que el popular Juan Carlos Vera coja la sartén por el mango en las actividades parlamentarias. Ni una sola pregunta oral en toda la legislatura, aunque sí nueve escritas. Ha intervenido tres veces en el Pleno y unas ocho en Comisión. El diputado por Madrid fue la persona elegida por la candidata popular a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, para dirigir su campaña para las autonómicas del 24 de mayo.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba