España

El 'gran capo' vasco se enfrenta a una multa de 398 millones de euros por un alijo de más de media tonelada de 'coca'

José María R. D., más conocido como ‘Txema’ o ‘Coletas’, se sentará en el banquillo junto a su mujer y su madre por una redada de 2011.

Alijo de cocaína negra intervenida por la Guardia Civil.
Alijo de cocaína negra intervenida por la Guardia Civil. Ep

El "gran capo" vasco de la droga en el norte de España, José María R. D., ‘Txema’ o ‘Coletas’, se enfrenta a una multa de 398 millones tras ser detenido de nuevo en una operación llevada a cabo entre Valladolid y Vizcaya por otro alijo de cocaína, esta vez, de 596 kilos de cocaína.

Según el inspector jefe de la Ertzainza, Todor Aresti, la red liderada por el ‘Coletas’, de 40 años, que fue desmantelada en las últimas semanas "movía tanta cantidad de droga que ya no necesitaba ni frío para conservarla", de acuerdo a El Norte de Castilla. A juicio de los investigadores, continúa el diario, los integrantes de la organización movía ‘speed’ a espuertas, una sustancia que no le es ajena al presunto cabecilla, en cuyo amplio historial figura una detención en 2003 por su relación precisamente con un grupo que importaba esta droga de Holanda.

Junto a José María R. D., ‘Txema’ o ‘Coletas’, cayeron su mujer, oriunda de Colombia, y siete implicados más

El narcotraficante contaba entonces con 27 años y su nombre se coló como uno más entre los diez arrestados en Vizcaya. Aquel joven, al que los agentes vascos investigaban desde que cumplió la mayoría de edad, fue ascendiendo poco a poco en el escalafón dando esquinazo, además, a los policías –"se libró por suerte de tres operaciones", reconoce el jefe del grupo antidroga de Bilbao–.

Hasta que hace cinco años, en una operación en la que se intervinieron la friolera de 596 kilos de cocaína en un velero cuando atracaba en el puerto deportivo de Zumaia (Guipúzcoa), los investigadores lograron rescatar los móviles de sus tripulantes del fondo del mar y así, esta vez sí, lograron llegar hasta el presunto capo.

El sospechoso habitual fue detenido, de nuevo, acusado esta vez de gestionar el viaje de la droga desde Colombia. Junto a él cayeron su mujer, oriunda de dicho país, y siete implicados más. Pues bien, Txema se sentará finalmente en el banquillo de la Audiencia de Guipúzcoa para enfrentarse a una petición de 27 años de prisión por tres delitos contra la salud pública, pertenencia a organización criminal –es el supuesto cabecilla– y blanqueo de capitales. Pero es que el fiscal solicita a mayores solo para él el pago de una multa de 398 millones de euros.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba