El partido de Rivera crece gracias al voto de la izquierda

Ciudadanos ya supera en escaños al PSOE, según la última encuesta del PP

El PSOE se desangra por el centro y no crece por la izquierda. El partido de Rivera conseguiría ahora en torno a 80 escaños en tanto que el PSOE se quedaría en el umbral de los 75, según el último tracking que se maneja en Moncloa. El PP sigue su tendencia alcista y supera con creces la barrera sicológica de los 130, hasta incluso alcanzar los 137 diputados.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, junto a su novia, con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez.
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, junto a su novia, con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. EFE

Ciudadanos ha superado ya al PSOE en intención de voto, de acuerdo con el último trabajo demoscópico que se maneja en Moncloa, bajo la órbita de Pedro Arriola y que este lunes circulaba por círculos políticos de Madrid. Pedro Sánchez se desangra por el centrohasta quedarse en el entorno de los 75 escaños en tanto que el partido de Rivera ya rozaría los 80, de acuerdo con este estudio, según las mencionadas fuentes. El Partido Popular ha logrado frenar su tendencia declinante y lograría ya romper la barrera sicológica de los 130 diputados con creces, hasta el punto de alcanzar incluso los 137, siempre de acuerdo con lo que se comentan en estos círculos. Estos trabajos de campo se realizan en torno a un universo reducido, pero sirven para tomar la temperatura del momento y, fundamentalmente, para hacer un seguimiento de las tendencias. En cuanto al voto directo, es decir, el resultado del sondeo en estado puro, sin pasar por la denominada "cocina", Ciudadanos aparece en primer lugar, en tanto que PP ocupa el segundo puesto y el PSOE sigue el tercero. 

Podemos se queda muy atrás

Ciudadanos ha superado ya con creces su antiguo pulso con Podemos, que aparece ya en cuarto lugar, a notable distancia de los tres grades. Pero la sorpresa, de acuerdo con los asesores consultados, estriba en que Rivera ya ha empezado a saquear el caladero de votos socialistas, e incluso se sitúa por delante con una ventaja de unos cuatro o cinco escaños, según los datos que arrojan este trabajo. El PP ha dejado ya de perder seguidores hacia las filas de la escuadra naranja e incluso percibe algunos síntomas de importante recuperación, que le permitirían situarse por encima de los 135 diputados. En los cuarteles generales de Génova se considera que en el caso de quedar por encima de los 130 diputados podría acariciarse la idea de formar Gobierno. Fuentes del partido conservador no descartan la posibilidad de que se logre algún tipo de acuerdo para, incluso, rotar bianualmente en la jefatura del Ejecutivo, una especie de legislatura a la italiana. El nuevo Parlamento va a presentar un panorama totalmente distinto a lo que hasta ahora se ha conocido y casi todas las posibilidades están abiertas.

Fuentes del PP no descartan la posibilidad de que se logre algún tipo de acuerdo para, incluso, rotar bianualmente en la jefatura del Ejecutivo

La obsesión de Pedro Sánchez por evitar una fuga masiva de seguidores hacia Podemos le ha abierto un flanco por el centroizquierda que empieza a aprovechar Ciudadanos. Algunas medidas improvisadas, como las propuestas de laicización del Estado no siempre son bien recibidas por la militancia clásica del socialismo, que considera mucho más urgentes otro tipo de propuestas para desbancar al PP de la Moncloa. Acordarse de la Iglesia es un tic recurrente en la izquierda española, que amagaron tanto Zapatero como Rubalcaba, sin resultados prácticos ni efectos políticos de ningún tipo.

Ciudadanos ha conseguido ya saquear casi todos los votos posibles del lado del PP, de acuerdo con fuentes de la organización de Rivera, y ahora ha orientado su estrategia a minar al bolsón de votos de los socialistas, cada vez más desorientados con la política que se maneja desde Ferraz. La gestión de los pactos llevados a cabo hasta ahora por los socialistas es uno de los aspectos menos valorados por las bases del PSOE, ya que han tenido que entregar el gobierno de grandes capitales y autonomías a los consorcios formados en torno a Podemos sin lograr apenas nada a cambio. Las primeras actuaciones de estos gobiernos locales y autonómicos redundan en contra del propio PSOE, lo que se advierte en algunas plazas en forma notable, como son Valencia o Madrid, donde los respectivos ayuntamientos o comunidades están tomando una serie de medidas muy discutidas en sus primeros pasos al frente de la gestión. En Zaragoza, por ejemplo, el PSOE acaba de tomar distancia con Podemos en alguna votación importante a la vista de que su apoyo le estaba provocando un amplio rechazo en las bases.

Medidas estrambóticas que afectan a las tradiciones y los sentimientos colectivos se han adoptado también en la Comunidad Valenciana, en especial los referidos a su asimilación con las tesis pancatalanistas, lo que ha derivado en un rechazo frontal de un importante sector de la población. Podemos empieza a contaminar al PSOE mucho más de lo que en un primer momento pensaron los rectores del partido socialista. También en Madrid, el bajo nivel político exhibido en estos cien días por el equipo de gobierno podemita muestra síntomas de rechazo por muchos simpatizantes tradiciones del PSOE. "Sólo Pablo Iglesias piensa que madrileños y valencianos están contentos con sus ayuntamientos respectivos", comentaba un veterano dirigente del PSOE de la capital de España.

Ciudadanos empieza a perfilarse como la fuerza destacada del centroizquierda español, arrinconando al PSOE a un tercer puesto hasta ahora inédito, apuntan las fuentes consultadas. La ambigua política de Rivera de apoyar al PP en Madrid o Rioja y al PSOE en Andalucía ha logrado hacerse con la imagen de un partido con posibilidad de maniobra en las dos direcciones del arco parlamentario. Rivera no desvelará su estrategia de pactos hasta después de la fecha electoral, pero en el caso de lograr convertirse en la segunda fuerza parlamentaria, estaría abocado a un entendimiento con el PP: esta posibilidad no se descarta en absoluto en Moncloa, pese a que Rajoy se presenta muy renuente a pronunciarse sobre este particular, como se pudo comprobar en la rueda de prensa de este lunes. Se le preguntó su opinión sobre la teoría de que Ciudadanos pediría su cabeza antes de cualquier tipo de pacto con el PP. Rajoy, fiel a su sentido del humor, dejó bien claro que su cabeza está perfectamente en su sitio y no tiene intención alguna de mudanza.

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba