España

Arístegui tuvo embargado parte de su sueldo como embajador por impago de impuestos

No puede decirse que el exembajador en la India Gustavo Manuel de Arístegui y San Román, diputado durante tres legislaturas, fuera un contribuyente ejemplar. Él mismo reconoce que tuvo embargada su cuenta y hasta su sueldo como diplomático por impagos a Hacienda.

El exembajador en la India Gustavo de Arístegui.
El exembajador en la India Gustavo de Arístegui. Europa Press

Hace tan solo dos meses, relata el exembajador a este diario, su hijo Borja abonó a Hacienda y a la Seguridad Social lo que reclamaban a una de sus empresas por el impago, entre otros, del Impuesto sobre Sociedades, y así pudo levantar el embargo que pesaba sobre ella, en la que él mismo trabajó a pleno rendimiento, autorizado por el Congreso de los Diputados, durante buena parte de las tres legislaturas en la que ocupó el escaño. “No hubo nada ilegal, sencillamente mi hijo pagó lo que Hacienda reclamaba y se levantó el embargo, que no iba dirigido contra mí como persona física, sino contra la empresa”, afirma el diplomático, sin precisar la cuantía de la deuda contraída con el fisco. Algunas fuentes la sitúan entre 140.000 y 180.000 euros, importe que, según el diario El Mundo, Arístegui obtuvo de la empresa Elecnor después de mediar para un contrato de obra en Argelia.

"Mi hijo pagó lo que Hacienda reclamaba y se levantó el embargo de la sociedad hace dos meses"

La sociedad Karistia, en la que Arístegui aparece como administrador único, ha funcionado como vaso comunicante de otra firma, Scardovi, a cuyo cargo está el diputado del PP Pedro Gómez de la Serna, ahora candidato en la lista por Segovia. Cuando a Arístegui le nombraron embajador en la India en abril de 2012, los pagos por su labor como intermediario se desviaron a otra sociedad, Arroyo de Lagasca, en la que aparece como titular su hijo Borja.

Pero los incumplimientos de Arístegui con Hacienda no se detienen aquí. Según reconoce el exembajador en la India en conversación con este diario, la Agencia Tributaria le embargó el año pasado 3.000 euros, “el 40% de mi paga extra”, porque se le olvidó abonar el segundo plazo del Impuesto sobre la Renta. “Fue un simple despiste, Hacienda se lo cobró de mi extra y la cosa no fue a más, eso le puede pasar a cualquier contribuyente”, refiere el diplomático. Otras fuentes informan que, en realidad, hatenido embargada casi la mitad de su sueldo como embajador durante un periodo indeterminado de tiempo, extremo que Arístegui desmiente con rotundidad. “Eso es totalmente falso”, aclara.

El diplomático sí admite que el Ayuntamiento de Madrid ha llegado también a embargarle su cuenta corriente por el impago del Impuesto de Circulación. “Creo recordar que fue el año pasado por una cantidad aproximada de 1.000 euros y correspondía a uno de mis coches que ya no utilizaba como embajador y que ahora ya no es mío. Me retiraron lo que se debía y punto”.

En la conspiración contra Rajoy de 2008

Arístegui se cree víctima de “un compló en el que participan seguramente funcionarios que se ocupan de las retribuciones y me tienen envidia”. En el Gobierno hay quien opina que las actividades de Arístegui como mediador están siendo bombeadas desde el Ministerio de Asuntos Exteriores, cuyo titular, José Manuel García-Margallo, estaría ajustando cuentas con el exembajador por el protagonismo que el propio Arístegui tuvo en la conspiración contra Mariano Rajoy de 2008, año en el que tras perder las elecciones frente a Zapatero un grupo amplio de parlamentarios del PP, entre ellos Juan Costa, Vicente Martínez Pujalte, Ana Torme, Gabriel Elorriaga, Carlos Aragonés…, trabajaron duro para desbancarle como líder del partido. La fría relación de García-Margallo con Arístegui es un secreto a voces e, incluso, hay quien todavía no comprende cómo le llegó a nombrar embajador y a través de quien le llegó la recomendación. “A enemigo que huye, puente de plata”, comentan irónicamente algunos parlamentarios que compartieron asiento con Arístegui.

"Esto es un compló de funcionarios que me tienen envidia", afirma el hasta ahora embajador en la India

En fuentes del PP se admite que las actividades de éste último como mediador eran de sobra conocidas en su etapa como diputado, no así durante su misión como embajador en la India, desempeño en el que ha utilizado durante tres años su larga experiencia: en 1989 arrancó su carrera como funcionario de la carrera diplomática, hasta 1991 sirvió como secretario de embajada en el Ministerio de Exteriores, después ocupó la segunda jefatura de la legación de España en Trípoli, entre 1993 y 1996 el mismo puesto en Ammán, hasta que en 1996 regresó a Madrid para convertirse en director de gabinete del exministro del Interior Jaime Mayor Oreja.

Ahora, desde dos Ministerios, Hacienda y Exteriores, se le investiga por el presunto cobro de comisiones millonarias gracias a su labor de lobby para empresas españolas en África y Latinoamérica, así como por el posible incumplimiento de la ley de incompatibilidades.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba