España

Xavier García Albiol prevé multiplicar por cuatro los escaños que habría obtenido Sánchez-Camacho el 27S

Los dirigentes del PP catalán son optimistas de cara a las elecciones autonómicas: vaticinan que su resultado estará en la horquilla de los 14-16 escaños, es decir, entre tres y cinco menos que los 19 actuales, pero muy lejos de los cuatro que los sondeos daban a la presidenta del partido en Cataluña.

García Albiol junto a Sánchez-Camacho en la presentación de la candidatura del PP catalán
García Albiol junto a Sánchez-Camacho en la presentación de la candidatura del PP catalán EFE

El candidato del PP catalán a la presidencia de la Generalitat, Xavier García Albiol, afronta con "cierto optimismo" el inicio de la campaña electoral para las elecciones autonómicas catalanas del 27 de septiembre. Tanto él, como su equipo de estrategia y la dirección del PP nacional desde la madrileña calle Génova disponen de encuestas internas que dan a Albiol entre 14 y 16 escaños. Es decir, entre tres y cinco menos en relación a los 19 representantes con los que actualmente cuenta el PP en el Parlament.

El PP catalán aspira a obtener unos resultados mejores de lo previsto usando en campaña un "lenguaje directo, sin tapujos, combativo contra el independentismo y de marcado acento social"

Sin embargo, estos datos suponen "una ligera pérdida que esperamos recuperar e incluso superar los 19 diputados con Xavier García Albiol cuando empecemos la campaña electoral con un lenguaje claro, directo, sin tapujos, combativo contra el independentismo y de marcado acento social”, afirman a Vozpópuli desde el partido en Cataluña.

Y es que esa "ligera pérdida", si finalmente se produce, de Albiol tras el 27S, sería mucho más "positiva" para el Partido Popular de cara a las generales de diciembre, puesto que si la dirección hubiera mantenido a Alicia Sánchez-Camacho como candidata, podrían haber caído desde los 19 escaños hasta los cuatro previstos en sus encuestas.

Las proyecciones demoscópicas que manejan en el PP catalán dan a Albiol entre 14 y 16 diputados, sin haber empezado la campaña electoral. Estas cifras, de lograrse, supondría obtener cuatro veces más de escaños que si Mariano Rajoy hubiera decidido mantener como candidata a la presidencia de la Generalitat a Sánchez-Camacho. Desde el PP se cree que si Albiol logra situarse entre esta horquilla de diputados o superarla tendría el aval de los militantes populares catalanes para presentar su candidatura a presidente del PP catalán en el próximo congreso.

Una campaña basada en el "personalismo de Albiol"

Los estrategas de la campaña electoral de Albiol se centran en respetar el "personalismo" de Albiol y "su carácter directo y sincero" –acusado de populista desde la izquierda y el nacionalismo- en asuntos que afectan a los catalanes como la integración de la inmigración irregular, los impuestos, la negociación con el Gobierno y las prestaciones sociales.

Albiol se ofrecerá "a todos los votantes catalanes que también se sienten españoles, porque esta campaña electoral se basará para el PP en aglutinar ese voto de catalanes que también se sienten españoles vengan de Ciudadanos, de la abstención, de Unió o incluso del PSC, donde queremos llegar a los socialistas más españolistas en Cataluña”.

El objetivo, el sector españolista del PSC

Los socialistas catalanes "más españolistas", que se han sentido huérfanos en los últimos tres años de debate secesionista porque la dirección catalana no ha apoyado abiertamente la unión de Cataluña con el resto de España, serán un objetivo en la campaña electoral para Albiol. Así se entiende que en los últimos días el propio candidato del PP catalán haya abonado la tesis de que cuanta más participación, peor resultado obtendrán los partidarios del a la independencia.

"Y para ello tienen que ir a votar los socialistas que viven en las áreas metropolitanas de las grandes ciudades como Barcelona, L’Hospitalet, El Prat y Badalona y si estos socialistas desencantados que normalmente no votan en unas autonómicas se plantean votar a otro partido, tienen las puertas abiertas de la candidatura de Albiol", afirman fuentes próximas a la candidatura del PP catalán. A juicio de los populares, los independentistas verían peligrar su proyecto si la participación en los comicios del 27 de septiembre es superior al 72%. En caso de que esto ocurra, aseguran, "a los independentistas se les desmonta el chiringuito y se les acaba la broma".

Los populares creen que si la participación el 27S supera el 72%, "a los independentistas se les desmonta el chiringuito y se les acaba la broma"

Albiol ha escenificado ya su acercamiento a ese sector "más españolista del PSC" arremetiendo contra la actual dirección socialista catalana que encabeza su candidato electoral Miquel Iceta, después de que el primer secretario del PSC haya rechazado integrar un frente común con el PP y Ciutadans para intentar evitar un gobierno catalán independentista. "Nos preocupa lo que vendrá a partir del día 28 y nos preocupa la traición del PSC a aquellas personas que se sienten catalanas y españolas. Que el candidato Iceta haya dicho que no quiere sentarse en la mesa para presentar un proyecto al lado de PP y C's nos preocupa y lo considero una traición a los votantes socialistas que no quieren romper", ha señalado Albiol.

Los estrategas de la campaña de Albiol defienden que los partidos contrarios a la independencia deben "sentarse" y llegar a acuerdos ante los que "pretenden romper absolutamente todo". "Hay unos que quieren romper y otros que queremos seguir siendo profundamente catalanes y españoles. Y el PSC no puede quedarse en tierra de nadie, mirando el partido desde el banquillo o la grada", aseguran para atraerse el voto de estos socialistas que no quieren la ruptura con España.

"Gobierno no independentista"

Xavier García Albiol planteará su campaña asegurando que en las elecciones catalanas el eje izquierda-derecha no es prioritario, cuando algunos partidos quieren separar a Cataluña de España. "Les tenemos que ganar en las urnas para cerrar de una vez por todas el debate independentista porque CDC y ERC quieren romper Cataluña del resto de España y acabar con el sentimiento natural de sentirse catalanes y españoles a la vez y el PP es quien defiende la unión de ambos sentimientos", ha asegurado Albiol.

Por esta razón, Albiol lleva casi quince días apelando y repitiendo expresamente a los votantes socialistas renunciando a cambiar sus ideas, pero previniéndoles contra el “posicionamiento muy ambiguo que percibe en el PSC en relación a la cuestión nacional”. La dirección del PP catalán considera “obligatorio que el PP, el PSC y Ciudadanos lleguen a un acuerdo de mínimos el 28 de septiembre”, como ya propuso su predecesora como candidata y presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho. De ese bloque excluyó a Unió Democrática de Catalunya que, a su juicio, comparte el objetivo independentista con CDC, aunque no el camino para llegar a ella. A propósito de Ciudadanos, el PP catalán reprocha a su presidente, Albert Rivera, haber preferido presentarse a las elecciones generales y “buscar el aplauso más fácil en Madrid", cuando las catalanas son las más trascendentales.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba