España

Rivera admite en privado que Rajoy tiene la iniciativa: "Si él quiere, vamos a elecciones"

El presidente de C's desliza que el jefe del Gobierno en funciones puede bloquear la situación hasta el 3 de mayo, fecha en que deberían convocarse nuevos comicios. El líder naranja descarta una candidatura conjunta con el PSOE, pero sugiere que harían valer el acuerdo de 'El Abrazo' en una campaña electoral.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en una rueda de prensa.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en una rueda de prensa. EFE

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, responsabiliza estos días tanto al presidente del PP, Mariano Rajoy, como al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, del bloqueo institucional que vive el país. Ambas formaciones votaron el viernes en contra de la investidura de su socio, el socialista Pedro Sánchez. Sin embargo, para el líder naranja el problema no viene por el lado de Podemos, del que no esperan más que su abstención ante el acuerdo firmado con los socialistas, sino por el lado del jefe del Gobierno en funciones, que persiste en su idea de repetir al frente de La Moncloa, con el aval de PSOE y C's. En este contexto y tras los últimos acontecimientos, Rivera admite en privado, según las fuentes internas consultadas, que la iniciativa no la tiene Sánchez, sino Rajoy y lo argumenta muy gráficamente: "Si él quiere, vamos a elecciones".

La dirección naranja, apuntan las mismas fuentes, cree que uno de los éxitos del pacto de El Abrazo, defendido a capa y espada por Sánchez en el Congreso de los Diputados, ha sido "alejar a Podemos de un posible gobierno de izquierdas", tal y como ocurrió en el caso de Andalucía. Con la formación de Pablo Iglesias en un segundo plano y controlada por la "negociación conjunta" que pactaron el sábado PSOE y C's, Rivera ve en la figura de Rajoy "el principal obstáculo para acercar posturas entre los tres partidos constitucionalistas". El dirigente centrista considera que Rajoy tiene que mojarse en las próximas semanas, en las ocho que faltan hasta el 3 de mayo (fecha en que deberían convocarse nuevos comicios) y decir qué medidas de las más de 200 consensuadas por socialistas y naranjas no está dispuesto a aceptar. Rivera también defiende que cualquier negociación con el PP está obligada a partir del texto que ahora mismo apoyan 130 diputados, dado que los populares no han ido más allá de fijar "cinco puntos de actuación", esto es, los Cinco acuerdos para el consenso, que Rajoy entregó en mano a Rivera el pasado 11 de febrero.

Rivera defiende que cualquier negociación con el PP está obligada a partir del texto que ahora mismo apoyan 130 diputados

Todo movimiento de Rajoy que no sea tomar el pacto de El Abrazo como referencia es "poner palos en las ruedas" del entendimiento, según transmitió el líder naranja a su Ejecutiva nacional, reunida este lunes. De ahí que Rivera atribuya ya al presidente popular la responsabilidad de llevar al país a nuevas elecciones si no cede en este sentido. En cambio, el jefe del Gobierno en funciones se niega de momento a discutir sobre la base del documento suscrito por socialistas y naranjas, al entender que el Congreso de los Diputados lo tumbó por dos veces en el debate de investidura.

Rajoy avanzó este lunes que a lo largo de la semana tiene previsto llamar a Sánchez para cerrar una cita. El secretario general del PSOE contestó por la prensa que aceptará y que acudirá acompañado de Rivera, siguiendo lo acordado. Desde C's destacan que esa negociación conjunta pactada el sábado ha supuesto que Sánchez acceda a sentarse a hablar con el PP, después del veto que mantenía a los populares. Y ello, según las fuentes citadas, es mérito de Ciudadanos. No obstante, no hay que perder de vista que Sánchez llegó a tal compromiso con C's de ir de la mano en próximas negociaciones tan sólo 15 horas después de pasar a la historia de España como el primer candidato que fracasa en una investidura de la Democracia. 

De este modo, Ciudadanos quiere exprimir al máximo el documento de las más de 200 reformas, puesto que es "la única salida viable ahora mismo" para no repetir las elecciones. Eso sí, Rivera ha descartado una candidatura unitaria de C's con el PSOE si volvieran a abrirse a las urnas, básicamente porque son partidos de "ideologías distintas". Sin embargo, ha sugerido que su formación haría valer el acuerdo de El Abrazo en una campaña electoral y que lo emplearía para arrinconar a Rajoy por su "cerrazón" e "inmovilismo" si fuera otra vez el candidato del PP a la Presidencia del Gobierno. "Ciudadanos va a obligar a Rajoy a retratarse hasta el último minuto. No hay ningún motivo por el que ahora tengamos que creer que este señor va a luchar contra la corrupción cuando no lo ha hecho antes", es el mensaje que empieza a tomar forma en el argumentario naranja. En la formación centrista hay, además, serias dudas de que el líder del PP esté dispuesto a ceder en cuestiones clave como poner fin a los aforamientos u otras medidas de regeneración democrática.

C's ata a Sánchez ante posibles guiños soberanistas

Por la parte que atañe a C's en base a esa negociación conjunta concertada con el PSOE, el partido de Rivera estaría dispuesto a sentarse a negociar con la formación de Pablo Iglesias, y ello pese a que 'Podemos no ha dejado de ser Podemos' y las diferencias ideológicas sobre todo en materia económica y modelo territorial son insalvables. Ciudadanos lo justifica argumentando que se buscaría básicamente sumar al partido morado y sus alianzas en lo relativo a políticas de regeneración, a cambio de una abstención. Lo mismo ocurriría con el PNV siempre que los nacionalistas vascos no pusieran sobre la mesa el acercamiento de presos o el derecho de autodeterminación.

En cambio, C's ya adelanta que no se reunirá con los independentistas de ERC, Democràcia i Llibertat (DiL) y EH-Bildu. Esto hace todavía más difícil que Sánchez puede lanzar guiños y buscar algún entendimiento con tales fuerzas soberanistas para sumar apoyos suficientes a una nueva investidura. El portavoz adjunto de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, reveló este lunes que el secretario general del PSOE le ofreció a su partido un nuevo Estatuto de Autonomía para Cataluña en las últimas negociaciones, una propuesta, a su juicio, "desfasada" que demuestra "una miopía social y política absoluta".

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba