El Liberal - Sanidad

Las pequeñas residencias de Cataluña hacen un llamamiento a "la calma y la solidaridad"

Upimir pide test para el Covid-19 al Govern y "cordura y confianza" a la población

La directora de la residencia Verge del Remei ha acusado a la Generalitat de "dejar morir" a los ancianos.
La directora de la residencia Verge del Remei ha acusado a la Generalitat de "dejar morir" a los ancianos. G.R.P.

El presidente de la Unió de Petites i Mitjanes Residències (Upimir), Vicente Botella, ha hecho un llamamiento a "la calma y la solidaridad" ante la crisis del coronavirus en los centros residenciales para personas de la tercera edad.

En declaraciones a Europa Press, Botella ha celebrado algunas de las medidas iniciadas por la Generalitat y los gobiernos locales en los últimos días, como el envío de material sanitario o las bolsas de trabajo; pero ha reclamado al Govern que les facilite test para detectar el Covid-19, ya que necesitan "saber quién está contagiado para poder hacer el triaje y aislar bien a los usuarios y trabajadores".

Ha reconocido que el clima fuera y dentro de las residencias es de alarma, miedo y preocupación, por lo que ha pedido a la población -y especialmente a los trabajadores y familiares- "cordura y confianza" en los profesionales y en las medidas que se están tomando.

Falta de personal 

"Nuestra misión es residencial y asistencial, y aunque hacemos trabajo médico con los ancianos, no estamos totalmente sanitarizados; esta es una situación para la que nadie estaba preparado", ha reflexionado el presidente de Upimir.

Ha explicado que uno de los problemas más graves a que se enfrentan las residencias es la falta de personal, ya que en ocasiones han tenido que ser confinados, han enfermado o han pedido la baja por miedo: "Mucha gente está asustada y, por ejemplo, hay trabajadores que no quieren ir a los hoteles que ha montado la Generalitat".

Las medidas del Govern  

Precisamente, el jueves el secretario de Asuntos Sociales y Familias anunció que el Govern ya ha efectuado 96 traslados de ancianos a Clínicas de mutuas del trabajo y otros equipamientos en Girona y Barcelona, y que planea realojar a un total de 263 residentes en los próximos días.

Para Botella, "la idea es buena, sobretodo si nadie se enriquece de por medio", aunque alerta que en algunas ocasiones se ha trasladado a las clínicas a usuarios sanos, y advierte de la importancia de gestionar correctamente la situación.

Con todo, reitera la importancia de trabajar conjuntamente, centros e instituciones, para combatir el coronavirus y salir de la crisis: "No es momento de buscar culpables; estoy convencido de que todo el mundo está haciendo su trabajo lo mejor posible".



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba