El Liberal - Política

Los profesionales encargan material sanitario por su cuenta ante la extrema gravedad del coronavirus

Los stocks de guantes, batas y mascarillas se agotarán este fin de semana en los hospitales y se tendrá que dejar morir a los infectados con más de 65 años

Campaña de recogida de fondos de  los médicos catalanes para frenar el coronavirus
Campaña de recogida de fondos de los médicos catalanes para frenar el coronavirus EL LIBERAL

La situación en los hospitales catalanes como consecuencia de la pandemia de coronavirus es crítica. Muy crítica. El personal sanitario, tanto médicos como equipos de enfermería, están al borde de la desesperanza. El colapso es total. El número de infectados por el COVID-19 está a punto de llegar a su pico máximo y los centros sanitarios ya no disponen del material sanitario de emergencia imprescindible para frenar el avance de la infección antes de que sea del todo imparable.

Como última medida desesperada, los profesionales sanitarios han iniciado una recogida de fondos para la compra de productos básicos como mascarillas, guantes, batas, o ventiladores y han pedido la colaboración ciudadana. Si la ayuda no llega a tiempo se dejará morir a todos los enfermos con más de 65 años porque no podrá atenderse a todos el mundo y los médicos tendrán que elegir.

En algunos hospitales ya ha empezado a elegirse a qué pacientes salvar del coronavirus y a quiénes dejar morir con sedación porque no se puede curar a todos, como avanzó El Liberal. Pero se trataba solo de casos y momentos puntuales porque no había camas, espacio ni respiradores suficientes en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

Los stocks se agotarán en dos días

Pero lejos de mejorar, la situación empeora, y este mismo fin de semana está previsto que se agoten los stocks de material sanitario en casi todos los centros de la red hospitalaria catalana y también en las residencias de ancianos y en los centros de atención socio-sanitaria. Por eso en vistas de que las autoridades sanitarias los han dejado solos, desamparados y con las manos y los almacenes vacíos, los profesionales han decidido pasar a la acción .

“La situación en los hospitales es la de una emergencia sanitaria y humanitaria total”, explica Cristina Nadal, médico oncólogo y exdirectora asistencial del Servei Català de la Salut (SCS). “Necesitamos con urgencia material sanitario en hospitales, residencias centros sociosanitarios y para los voluntarios. El material escasea en la mayoría de sitios y en otros ya no hay o queda muy poco. Este fin de semana se van a agotar los stocks”, revela Nadal

La oncóloga es muy clara en sus vaticinios: precisan “con urgencia” mascarillas, batas, guantes, ventiladores, respiradores,,, y si el material no llega pronto “se empezará a seleccionar quién vive y quien no las UCI” y se dejará morir “al os pacientes con más de 65 años”, advierte horrorizada.

Los protocolos no se pueden aplicar por falta de material

Antonio Lacy, jefe de cirugía gastrointestinal del Hospital Clínic de Barcelona reconoce que ante el actual panorama que se vive en los hospitales y centros de salud “se ponen los pelos de punta”. “Aunque tenemos los mejores protocolos de protección no podemos aplicarlos porque no hay mascarillas ni batas”, denuncia Lacy.

El cirujano del Clínic advierte de que los problemas a los que se está teniendo que hacer frente “son grandes” y que una “importante parte de la población se va a contaminar con el coronavirus y no hay material para luchar contra ello”, agrega. Antoni Lacy reconoce que la situación es tan extrema que los propios médicos han decido comprar las cosas que necesitan, y “que son necesarias para nosotros y para los pacientes”, por su cuenta.

Los dos galenos apelan a la solidaridad de la ciudadanía para que haga donaciones a una cuenta que se ha abierto para sufragar la adquisición del material necesario en China, con todas las garantías, para que llegue lo antes posible a los centros hospitalarios. “Hay que hacer frente al virus y sin donaciones no vamos a poder”, se lamenta Cristina Nadal. “El virus no entiende de razas, religiones o ideologías por eso es necesaria la colaboración de todos”, suplica

Nos ayudamos a nosotros mismos

“Colaborando nos estamos ayudando a nosotros mismos, porque todos estamos en riesgo de poder enfermar”, subraya Antonio Lacy. Y reconoce que siente “vergüenza” de tener que pedir la colaboración ciudadana para comprar el material básico y así poder combatir el COVID-19. Pero a lo mejor es a otros a los que debería darles vergüenza que sean los médicos los que tengan que buscarse la vida por su cuenta para adquirir un material que se está agotando por falta de previsión de las autoridades sanitarias y posiblemente también por la negligencia de las administraciones con competencias en materia sanitaria.

El número de cuenta que se ha habilitado para recoger las donaciones voluntarias de la ciudadanía es el

ES18 2100 0811 7102 0101 3071



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba