El Liberal - Política

Puigdemont ataca al Rey y la mesa de diálogo en su auto-homenaje en Perpiñán

"Debemos estar en movilización permanente" porque es la "única forma que entiende el Gobierno español", ha afirmado el expresident de la Generalitat en su mitin a 25 kilómetros de la frontera española

El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, durante el acto político celebrado este sábado en un parque de la localidad francesa de Perpiñán
El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, durante el acto político celebrado este sábado en un parque de la localidad francesa de Perpiñán

Carles Puigdemont se da un baño de masas en su minigira en Perpiñán (Francia). El prófugo de la Justicia española ha criticado la mesa de diálogo pactada por el PSOE y ERC, mientras ha defendido la "movilización permanente" porque es la única forma que entiende el Gobierno para escuchar las reivindicaciones independentistas. También ha cargado contra el Rey y el régimen monárquico, del que ha dicho es "alérgico a la catalanidad".

"Debemos estar en movilización permanente" porque es la "única forma que entiende el Gobierno español", ha afirmado en su mitin a 25 kilómetros de la frontera española y ante unas 150.000 personas, según la organización, una cifra que se rebaja a unos 80.000 según otros medidores.

Quim Torra, presidente de la Generalitat, y todos los consejeros de JxCat en el Govern, junto a los diputados y senadores de la formación postconvergente, han arropado a Puigdemont durante su auto-homenaje en la localidad francesa.

Prepararse para la "lucha definitiva"

El expresidente de la Generalitat ha pedido a los independentistas que se preparen para "la lucha definitiva" con la misma firmeza y convicción del referéndum del 1-O, y contra el abuso y la injusticia. También les ha instado a continuar el camino hacia la independencia. En este sentido, ha asegurado que el objetivo de no es fácil, pero es consciente de las dificultades. Aún así, "ni nos pararán ni pararemos", ha dicho en el acto convocado por el Consell pel la República, un ente presidido por el propio prófugo. 

Para Puigdemont, "los tiempos mejores están aquí" y no dará ni un paso atrás para conseguir la ruptura con el resto de España. La independencia es "la única garantía para poner fin a un régimen monárquico, alérgico a la catalanidad", ha dicho.

Toni Comín, por su parte, ha sido más contundente al tachar al Gobierno de "franquista" por su comportamiento y tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución con el "apoyo del PSOE y del Tribunal Constitucional". "El Gobierno solo anda hacia atrás como los cangrejos", ha ironizado el exconsejero y residente en Waterloo.

Vítores y aplausos a los CDR y Tsunami Democràtic

También se ha intentado mofar de la actuación de los jueces en España al poner en valor las resoluciones judiciales de Bélgica y Alemania. "¿Qué tal los jueces belgas y alemanes?", ha preguntado irónicamente ante los aplausos del público. Acto seguido ha asegurado que no darán ni un paso atrás, para remachar que en España no se respetan los derechos civiles ni políticos. "No es una democracia plena", ha dicho.

Clara Ponsatí ha considerado, por otro lado, que el Gobierno no quería ver esta imagen en Perpiñán, mientras ha cargado contra la "engañifa" de la mesa de diálogo. Durante su intervención ha aprovechado para saludar a quienes cortan la Meridiana de Barcelona cada tarde desde octubre del pasado año, a quienes ocuparon el aeropuerto el mismo día de la sentencia del procés y a los "que ganaron la batalla de Urquinaona". "Estamos orgullosos de vosotros y os necesitamos más que nunca", ha afirmado.

Abucheos para Junqueras

Los organizadores han emitido un mensaje de Oriol Junqueras. El líder de ERC ha puesto en valor la mesa de diálogo, un movimiento forzado del Estado para resolver el conflicto en Cataluña. A su juicio, ERC debe aumentar la base y ser más fuerte para ganar esta batalla.

"Cuando somos muchos, cuando actuamos coordinados, sin reproches y sin confundir al adversario, tenemos la fuerza para obligar al Estado a hacer cosas que por sí solas nunca hubiera hecho", ha asegurado en un vídeo.

El líder de los republicanos se ha apropiado del éxito de hacer sentarse al Gobierno en esta mesa, así como del reconocimiento de un conflicto político. El público asistente, sin embargo, ha recibido con pitos y abucheos sus palabras.

El perfil bajo de ERC y la ausencia de la CUP 

El expresidente de la Generalitat ha asegurado que los independentistas presos y 'exiliados' son "víctimas de abusos" del Estado, al tiempo que ha defendido a los CDR e incluso a Julian Assange, que ha defendido el procés durante los últimos años. Para Puigdemont, la extradición del informático de Wikileaks es una "vergüenza".

También ha dejado un recado al resto de los independentistas, como ERC y la CUP, al exigir unidad de acción. "No sobra ninguno", ha afirmado.

Los republicanos han vuelto a mostrar sus notables diferencias con JxCat y PDeCat. Los de Oriol Junqueras han decidido dejar en casa a los pesos pesados para enviar en su lugar una pequeña delegación liderada por Ernest Maragall, mientras que la CUP ni ha aparecido al entender que se trata de un acto electoralista.

JxCat y el PDeCat, por su parte, han enviado a sus principales dirigentes junto al presidente de la Generalitat y varios consejeros, como Meritxell Budó, portavoz del Govern, y David Bonvehí, presidente del PDeCat. También han acudido todos los diputados del Congreso y del Parlament, junto a los senadores y consejeros, y una nutrida delegación conformada por alcaldes y plataformas separatistas, como Òmnium Cultural, y los organizadores del acto, el Consell per la República y la Asamblea Nacional Catalana.

Un tratamiento diferente para los políticos presos

El Consell de la República ha realizado un tratamiento diferente a la hora de dar paso a los mensajes de los políticos presos. Los primeros en aparecer han sido todos los de JxCat -Joaquim Forn, Josep Rull y Jordi Turull- con una voz en off y un retrato difuminado con la bandera catalana.

En el caso de Oriol Junqueras se ha emitido su mensaje pero intercalando la imagen con otras, como las de la sala del juicio del procés, discursos desde la cárcel y manifestaciones independentistas. Marta Rovira, residente en Suiza, ha mandado un breve mensaje a los suyos para aumentar la base independentista, objetivo electoral de ERC en las pasadas elecciones de 2019.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba