El Liberal - Política

Policías nacionales piden la dimisión del Defensor del Pueblo por su sesgado informe

"Rafael Ribó trata de legitimar una serie de conductas ilegales" con una informe "hecho desde el sofá de casa", han criticado diversas asociaciones consultadas por El Liberal

La policía carga contra los radicales en Barcelona
La policía carga contra los radicales en Barcelona EFE

Asociaciones de agentes de la Policía Nacional han cargado contra el "infame" informe del Síndic de Greuges -defensor del pueblo en Cataluña- y han pedido la dimisión de Rafael Ribó, quien debió dejar el cargo el pasado mes de marzo por el fin del mandato y tras 15 años al frente de esta institución.

"Se trata de un informe partidista y parcial", han afirmado desde Politea en declaraciones a El Liberal. La asociación que agrupa a agentes de la Policía Nacional, Mossos d'Esquadra, Guardia Civil y policías locales, ha considerado que es un estudio contra la policía. "Nos tiene acostumbrados", ha asegurado. A su juicio, el informe es una justificación de la violencia extrema registrada en Cataluña tras la publicación de la sentencia, el pasado 14 de octubre.

Todos los derechos fundamentales tienen un límite

El informe del Síndic se basa no solo en las imágenes de los medios sino también en las entrevistas realizadas a varios de los centenares de detenidos, en su inmensa mayoría por la Policía Nacional. La mayoría de las conclusiones de este estudio critican la actuación policial, y pide a jueces y fiscales revocar la prisión preventiva. 

Las asociaciones han recordado a Ribó que un agente de la Policía Nacional ha estado a punto de perder la vida en los graves altercado del 18-O, bautizado como el 'viernes de la ira separatista'. También han señalado que el derecho a la manifestación no es libre, sino que está regulado.

Ribó legitima las manifestaciones y concentraciones ilegales

"Todos los derechos fundamentales tienen un límite, el derecho de todos los demás". Al mismo tiempo, han criticado que el 'defensor viajero' haya dado "legitimidad a lo que no la tiene".

Según el Síndic, la actuación policial "tuvo un efecto llamada o sirvieron de excusa" a los violentos manifestantes para continuar con su agresividad contra los agentes, generando "un círculo viciosode violencia-represión-violencia". Para el sindicato Jupol, la realidad es otra. "La policía no realiza ningún tipo de represión, sino que repele una agresión", ha destacado Pablo Pérez, portavoz nacional de Jupol a El Liberal.

El sindicato desmonta también el argumento del Síndic al dar veracidad a los testimonios de los detenidos. "Son declaraciones por interés personal, sin atender a la realidad", ha indicado. "Si preguntamos a los agentes que han realizado las detenciones, la mayoría esgrimirá los mismos motivos". También ha criticado que Ribó no se haya dirigido a los policías para conocer sus versiones.

"Sí hubo desproporcionalidad, pero por parte de los manifestantes", ha dicho Pérez al haberse utilizado objetos contundentes y de un tamaño contundente contra los agentes, un material contra el que no tienen efecto las pelotas de goma. Desde el sindicato han recordado que pidieron autorización para utilizar el cañón de agua contra las personas. "Hubiera habido menos heridos entre policías y manifestantes", ha concluido.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba