El Liberal

Barcelona perseguirá los tocamientos sexuales a mujeres en el transporte público

Un tren de Cercanías de Renfe, en el área de Barcelona.
Un tren de Cercanías de Renfe, en el área de Barcelona. Europa Press

El Ayuntamiento de Barcelona aprobará en breve un protocolo que tiene como objetivo perseguir los tocamientos sexuales a mujeres en el transporte público municipal. Según el Consistorio presidido por Ada Colau, el 42% de las mujeres que utiliza este tipo de transporte a diario “dice que en algún momento ha padecido tocamientos sexuales en este ámbito”. Ante esta situación, se pondrá en marcha un protocolo “de prevención, detección, intervención y comunicación de agresiones y acoso sexual”, de forma conjunta con la Concejalía de Movilidad y Transportes Metropolitanos de Barcelona.

Este protocolo forma parte de una batería de medidas promovidas por el Ayuntamiento con el fin de “redoblar” su “apuesta feminista” contra la violencia sexual y con el objetivo de convertir Barcelona en una ciudad “libre de violencia machista”. Estas medidas se encuadran en un programa a desarrollar hasta 2023 y se llevarán al Pleno municipal este mismo mes, aprovechando la celebración, el próximo día 25, del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres.

El trabajo del Gobierno de Colau en este sentido comenzó ya en 2015. El mismo Consistorio considera que, hasta ahora, se han tomado medidas “innovadoras y valientes” en este campo. Incluso, es el área municipal en la que más se ha incrementado el presupuesto, llegando a contar este año con casi 13 millones de euros para el desarrollo de diferentes acciones.

Perspectiva no victimizadora

El nuevo plan tiene, según ha informado el Ayuntamiento, cuatro ejes: incrementar alianzas para lograr una mayor sensibilidad e implicación de los ciudadanos; buscar acuerdos con los sectores cultural, educativo y sanitario para “transformar los imaginarios del sexo y género”; mejorar la coordinación de los servicios y existentes y, finalmente, definir un modelo de abordaje de las violencias sexuales “partiendo de una perspectiva empoderadora y no victimizadora”.

El plan tiene 11 objetivos específicos para cuyo desarrollo se han ideado un centenar de medidas, entre las que se encuentra la de la persecución de los tocamientos sexuales en el transporte  público barcelonés. Está prevista, además, la puesta en marcha de un servicio de atención telefónica de 24 horas de violencia sexual. En ese teléfono podrán recibir atención telefónica de urgencia, psicológica y social. Ya el pasado mes de febrero, el Consistorio presentó una app para denunciar el acoso sexual vía internet

La alcaldesa de Barcelona Ada Colau
La alcaldesa de Barcelona Ada Colau Europa Press

El Ayuntamiento buscará también la colaboración del sector comercial de la ciudad con el fin de “visibilizar el rechazo a las violencias machistas” y para “promover la igualdad”. Este punto ya se puso en marcha en 2017, con la campaña BCN Antimasclista, que se desarrolló en las zonas comerciales de Creu Coberta y Born y en el que participaron 160 establecimientos con mensajes contra las agresiones sexuales.

Relaciones libres e igualitarias

En lo que al ocio nocturno se refiere, el Consistorio presidido por Colau tiene como objetivo que sea “libre, respetuoso y sin agresiones ni acoso sexual”. Para ello, tiene previsto instalar carpas móviles en diferentes zonas de ocio de la ciudad. El personal que trabaje en ellas llevará a cabo acciones de promoción de la educación sexual y de “las relaciones libres, igualitarias y respetuosas”. El objetivo es acabar con las agresiones sexuales a mujeres en las zonas de copas de la ciudad y durante las fiestas señaladas.

Ante la falta de información precisa sobre lo que piensan los adolescentes y los jóvenes sobre la educación sexual y afectiva, el plan contempla también la elaboración de un diagnóstico al respecto que permita definir acciones concretas. Además, se elaborarán programas destinados a “transformar los modelos de feminidad y masculinidad”, dirigidos a colectivos como los mayores o las familias. Los jóvenes serán también los destinatarios de acciones tendentes a acabar con el acoso sexual en las redes sociales, donde, según el Ayuntamiento, un 11% de barcelonesas han padecido algún tipo de violencia. Para acabar con ello, se pondrá en marcha un programa piloto sobre violencias de género online.

Desde el Consistorio de Colau, por otro lado, se asegura que un 10% de las mujeres trabajadoras de Barcelona ha sufrido o sufre acoso sexual en su lugar de trabajo. Una cifra que se multiplica por cuatro en el caso de las trabajadoras del hogar. Con el objetivo de acabar con esta situación, el plan desarrollará medidas y acciones específicas, destinadas especialmente a los sectores de limpieza, hogar y cuidados.

El presente es feminista

El Ayuntamiento de Barcelona, finalmente, buscará la implicación de los hombres en la lucha contra la violencia machista. Para este año, y con motivo de la celebración del Día Internacional Contra la Violencia Machista, la ciudad tendrá como lema “El presente es feminista” e intentará reflejar que Barcelona es “una ciudad combativa que rechaza todas las formas de machismo”.

Esta campaña pretende que los hombres reflexionen sobre “su rol activo” y sobre la necesidad de construir “nuevas masculinidades”. La acción se desarrollará mediante la difusión de tres vídeos de la artista Bárbara Farré. En cada uno de ellos, se plantea cómo un hombre planta cara a otro que está en una situación de violencia machista. “Las situaciones escogidas son cotidianas y realistas”, ha explicado el Ayuntamiento en una nota de prensa, “y pretenden cuestionar a los espectadores y hacerles reaccionar”.  Los vídeos se emitirán en TV, cine y a través de internet.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba