OPINIÓN

2018, un buen año

20018 será otro año de crecimiento global, no sólo en las economías consolidadas, sino también en las emergentes. Pero lo más importante, lo más relevante para nosotros, para quienes nos buscamos la vida y pagamos impuestos, ocurrirá fuera de los despachos de los políticos.

OPINIÓN

Historia clínica de Cataluña

Es urgente escribir una historia clínica de Cataluña. Como la de aquellas personas que tienen delirios de grandeza. Como la de quienes ven alucinaciones. Como la de quienes escuchan voces que les compelen a hacer cosas estúpidas.

OPINIÓN

Laínez mort

Los medios, cumpliendo con su función social, se han esforzado por situar a Víctor en el lugar correcto de la gradación de humanidad que le corresponde. Y todas las informaciones apuntan, más allá de toda duda, a que él era un facha.

OPINIÓN

Podemos se hunde con el 155

Pablo Iglesias, cuando hablaba sin mentir, dijo: “La identidad España, para la izquierda, una vez que terminó la Guerra Civil, está perdida. No sirve para hacer política en Cataluña, en Galicia y en el País vasco, y es un agregador con el que gana la derecha”.

OPINIÓN

Dos hurras por Mariano Rajoy

Rajoy ha prometido una reforma constitucional que es una nueva amenaza. Tiene en el bolsillo un acuerdo secreto con el PSOE, no ha contado con el pueblo español, que no pide esa reforma, y el cambio puede convertirse en el penúltimo gran pago a los nacionalistas en compensación por su deslealtad.

OPINIÓN

Tres obviedades sobre Cataluña

El “derecho a decidir” es la forma más acabada y perfecta de la manipulación nacionalista. Te muestro la palabra “decidir” pero escondo el sujeto y el objeto directo para quedarme yo con el derecho y tú con el objeto de mi decisión.

OPINIÓN

La hora de la violencia

En última instancia, para defender la ley hay que ejercer la violencia. Nada extraordinario. Nada imprevisto. Todo contemplado en las leyes. Pero para hacerlo hace falta quitarse la túnica del oráculo.

OPINIÓN

El terror y el hecho diferencial

Estamos preocupados por los flujos de terroristas entrenados desde Siria, y con graves motivos. Pero lo que no somos capaces de prever es que se encienda la llama de la Yihad en cualquier vecino que pase por un proceso de renovación espiritual.

Ver más resultados

Volver arriba