CSIF, el sindicato mayoritario de los funcionarios, ha interpuesto una demanda contra el Ayuntamiento de Ada Colau por vulnerar la libertad sindical en la negociación del III Plan de Igualdad 2020-2023 y del calendario laboral de la Guardia Urbana.

Según el recurso contra la aprobación del III Plan de Igualdad 2020-2023 y al que ha tenido acceso El Liberal, Colau no siguió los requisitos legales formales para su aprobación al excluir a este sindicato de la participación del proyecto pese a tener un "derecho indiscutible".

El equipo de Colau debía tener en cuenta a las nuevas fuerzas sindicales del Ayuntamiento de Barcelona, siendo CSIF uno de los sindicatos con representación en el Consistorio, pero éste obvió la petición y le excluyó de la negociación. Por esta razón, consideran que no se cumplieron las condiciones establecidas en la normativa.

De esta forma, pide al juez que obligue al Ayuntamiento "a constituir nueva mesa negociadora que permita a CSIF la participación y negociación del III Plan de Igualdad por ser un derecho indiscutible de esta organización sindical y ello con expresa condena en costas al demandado".

Colau sí se reunió con sindicatos minoritarios

CSIF no tuvo constancia alguna de las reuniones del Ayuntamiento con los agentes sociales durante los tres meses que duraron las negociaciones, desde finales de septiembre hasta diciembre, según ha indicado en el escrito. La ley establece que la negociación de un plan de igualdad en una empresa de más de 50 trabajadores debe realizarse con todos los sindicatos. Esta exclusión es "una evidente y manifiesta vulneración de la tutela de libertad sindical", continúa la demanda.

Colau, en cambio, sí abrió la negociación al sindicato Sapol, con una representación inferior a CSIF en el Ayuntamiento de Barcelona y mayoritario entre los agentes de la Guardia Urbana. A juicio de los denunciantes, Colau habría vulnerado el derecho fundamental a la libertad sindical, recogido en la Constitución.

El mismo sindicato denunciante ya ha ganado una batalla judicial al Ayuntamiento de Barcelona por motivos similares. Existe "vulneración por parte del Ayuntamiento de Barcelona, del derecho fundamental del sindicato a la libertad sindical, declarando el derecho de esta organización sindical a ser convocado y a
participar en las reuniones de la Mesa General de Negociación del Ayuntamiento de Barcelona y en las Comisiones sectoriales que afecten a la negociación colectiva de las condiciones de trabajo de su personal", reza el fallo, ratificado por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

Por otro lado, CSIF ha interpuesto un recurso por los mismos motivos contra el acuerdo del nuevo calendario laboral de la Guardia Urbana para este año, ya que el sindicato tampoco fue llamado a la mesa negociadora