Telefónica tiene puesto el punto de mira de sus investigaciones por posible fraude en Govertis, empresa de ciberseguridad adquirida por la compañía de telecomunicaciones en agosto de 2020. Este jueves Vozpópuli publicaba en exclusiva el despido del responsable del departamento de ciberseguridad tras ser investigado por el operador.

La compañía dirigida por José María-Álvarez Pallete cesó a finales de febrero de forma fulminante a Pedro Pablo Pérez, CEO del área de seguridad informática de Telefónica. La sospecha de fraude, el conflicto de intereses y comportamientos contrarios a la ética y valores del gigante azul provocaron esta decisión.

El operador investiga a Govertis por dos hechos. El primero de ellos es la recurrencia en las contrataciones por parte del operador. Govertis fue su proveedor de referencia en el área de ciberseguridad en muchas ocasiones. El segundo aspecto es el proceso de compra de Govertis por parte de Telefónica, hecho que se anunció en agosto del año pasado.

Eleven Paths, la marca que aglutina los servicios de ciberseguridad de Telefónica, facturó en 2020 casi 450 millones de euros

"Prácticamente todas las consultorías de ciberseguridad que se hacían para clientes de Telefónica se encargaban a Govertis. Sobre todo en el caso de grandes clientes. La mayoría de lo que se facturaba en concepto de consultorías era por trabajos de Govertis", explican fuentes cercanas a Telefónica.

Telefónica y Govertis colaboran desde el año 2012. Además de ser proveedor del operador, Telefónica firmó una alianza estratégica en 2018 en virtud de la cual invirtió en Govertis a través de Wayra, el hub global de innovación abierta de Telefónica, en Govertis. Antes, en 2015, Telefónica adquirió GesConsultor GRC (actualmente SandaS GRC),  plataforma de Govertis dedicada a la gestión y cumplimiento normativo.

En paralelo al despido de Pérez se produjeron varios ceses más de empleados de la división de ciberseguridad, entre ellos, el de Alicia Hurtado, product manager de Riesgos y Regulación, y Miguel Fernández Pavía, gerente de Implantación de Proyectos y Servicios de Seguridad en Telefónica Cybersecurity & Cloud Tech. En la actualidad las pesquisas del operador se centran en varias decenas de empleados del departamento de ciberseguridad. Los servicios jurídicos de Telefónica trabajan para decidir si finalmente demandarán a los empleados involucrados en la investigación.

Telefónica enmarcó los despidos dentro de un plan de reestructuración de Telefónica Tech. De esta forma, María José Almazor pasó a ser CEO de la nueva división de ciberseguridad y Cloud de Telefónica Tech (Telefónica Cybersecurity & Cloud Tech). Hasta entonces, Almazor era consejera delegada en Telefónica España. Sergio Oslé, en ese momento CEO de Movistar+, sustituyó a Almazor como número dos del operador.

Telefónica facturó 448 millones en ciberseguridad

Eleven Paths, la marca que aglutina los servicios de ciberseguridad de Telefónica, facturó en 2020 casi 450 millones de euros. En 2019 este departamento tuvo un crecimiento anual sostenido por encima del 30%. Telefónica espera unos ingresos adicionales de unos 2.000 millones de euros de aquí al 2022.

"Los negocios aglutinados en el área de Telefónica Tech son los que crecen a mayor velocidad de todo el grupo". La compañía explica este extremo en su nota de resultados de 2019 la evolución de esta división. Además, explica que "trabajamos para desarrollar nuevos servicios y capacidades de seguridad que ayuden a proteger los negocios y a las personas de las amenazas y vulnerabilidades, presentes en los entornos en los que operan. Colaboramos e intercambiamos información sobre amenazas en tiempo real con los principales organismos y entidades como la Comisión Europea, Cyber Threat Alliance (CTA), ECSO, EURPOL e INCIBE.

Bajas en el departamento corporativo

Telefónica ha reducido un 20 su masa salarial. Lo ha hecho a través de un proceso de reestructuración de la plantilla de su departamento corporativo.

El plan se aprobó a finales de 2019 pero quedó en agua de borrajas con la llegada de la pandemia del coronavirus. Desde el principio de este año 2021 el operador ha acelerado los planes de reestructuración, especialmente durante la semana pasada.