Plus Ultra, la aerolínea de empresarios venezolanos rescatada por el Gobierno con 53 millones de euros, solicitó antes un préstamo avalado por el Instituto de Crédito Oficial (ICO) y la banca se negó a concedérselo, según ha podido saber Vozpópuli.

Las entidades financieras españolas rechazaron su petición por el riesgo que suponía la operación, pues la compañía aérea acumulaba pérdidas desde su creación en 2011, tal y como avanzó este periódico.

La aerolínea solicitó el 'crédito ICO' antes del mes de agosto de 2020. Ante la negativa de la banca española, la compañía con al menos un 47% de su capital en manos venezolanas y un 0,03% de cuota de mercado, decidió acogerse al fondo de ayudas a los sectores estratégicos de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).

La sociedad a través de la cual opera la aerolínea, Plus Ultra Líneas Aéreas S.A., acumula pérdidas desde su nacimiento en 2011

A finales del mes de agosto de 2020, la empresa se encontraba desarrollando el plan de viabilidad para solicitar dicha ayuda, que finalmente obtuvo la semana pasada, convirtiéndose en la segunda aerolínea rescatada con fondos públicos españoles.

Más dudas sobre la solvencia de Plus Ultra

La negativa previa de la banca española arroja más dudas sobre la solvencia de Plus Ultra. En términos generales, a finales de febrero, con este programa se han avalado un total de 974.678 operaciones correspondientes a más de 603.000 empresas.

El importe total avalado es de 89.150 millones de euros. Esto ha permitido que las empresas hayan recibido 117.397 millones de euros de financiación para garantizar su liquidez.

El sector del transporte es el tercero más beneficiado de estos créditos avalados por el Estado, por detrás del turismo y la construcción e infraestructuras. En total, ha respaldado préstamos por valor de 11.433 millones de euros a más de 94.500 operaciones a 55.600 empresas dedicadas al transporte, según ha informado el Ministerio de Economía en su último informe.

En 2019, el último ejercicio previo a la pandemia, la aerolínea Plus Ultra facturó 63,5 millones, pero registró un resultado negativo de 2,11 millones

Dentro de la aviación, han sido varias las aerolíneas que han conseguido financiación con el aval del ICO. Iberia y Vueling, pertenecientes al holding anglo-hispano IAG, firmaron el pasado mes de mayo préstamos sindicados por valor de 1.010 millones de euros -750 millones en el caso de Iberia y 260 millones para Vueling-. Air Europa también logró concretar con la banca un crédito garantizado por el Estado de 140 millones.

Plus Ultra, en pérdidas desde su creación

Sin embargo, a Plus Ultra se lo denegaron. La aerolínea no se considera pyme al superar el umbral de los 249 trabajadores. Por tanto, en caso de haberlo conseguido, hubiera estado avalado por el ICO al 70%, puesto que en los últimos ejercicios contaba con alrededor de 260 trabajadores de media.

La sociedad a través de la cual opera la aerolínea, Plus Ultra Líneas Aéreas S.A., acumula pérdidas desde su nacimiento en 2011 y aún después de haber comenzado a operar vuelos en 2016, según las cuentas depositadas en el registro mercantil.

En 2019, el último ejercicio previo a la pandemia, la aerolínea facturó 63,5 millones pero registró un resultado negativo de 2,11 millones. En 2018 los números rojos ascendieron a 6,7 millones. Entre 2015 -cuando logró la licencia para operar- y 2017 también registró pérdidas, aunque en ningún caso superaron el millón de euros.

Uno de los empresarios más cercanos a Plus Ultra es el venezolano Camilo Ibrahim.
Interior de un avión de Plus Ultra. PLUS ULTRA

La sociedad Plus Ultra Líneas Aéreas S.A. fue fundada en 2011 por Julio Martínez Sola y Fernando González Enfedaque, dos ejecutivos españoles que, antes de impulsar esta aerolínea, formaron parte de la quebrada Air Madrid. El último fue condenado en febrero de 2020 a once meses y 29 días de prisión por delitos fiscales, según publicó El Correo.

Posteriormente, en 2017, irrumpieron en la empresa tres empresarios venezolanos a través de una sociedad llamada Snip Aviation. El 47,23% de Plus Ultra está en manos de esta sociedad. Como presidente figura Rodolfo José Reyes Rojas. Como vocal, Raif El Arigie Harbie; y como apoderado, Roberto Roselli Mieles.

De hecho, estos empresarios, a través de Snip Aviation, prestaron 600.000 euros a Plus Ultra en noviembre de 2018. Este periódico ha intentado repetidamente obtener la versión de la actual dirección de Plus Ultra pero no la ha obtenido.