La morosidad de la banca española, que se mide con el porcentaje de créditos impagados en relación con la financiación total concedida, terminó 2020 en el 4,51 %, su nivel más bajo desde abril de 2009, contenida en parte por las ayudas y moratorias del Gobierno y de la banca debido a la pandemia.

Según los datos provisionales que ha publicado el Banco de España, esto permitió que el saldo de los créditos impagados continuara bajando, hasta 55.164 millones de euros, 2.748 millones menos que en diciembre de 2019, al contrario que el crédito en vigor, que pasó de 1,193 a 1,224 billones de euros.

De esta forma, la mora bancaria mantiene su descenso a pesar de la crisis del coronavirus, aunque los analistas prevén importantes subidas a lo largo de este año, cuando se empiecen a notar los efectos del final de las ayudas en el desempleo y otros indicadores.

En cualquier caso, el ratio no llegará a superar el máximo histórico de este indicador, el 13,61 % alcanzado en diciembre de 2013, en el peor momento de la crisis económica y financiera que comenzó en 2008 y que obligó al rescate del sector financiero español, sobre todo de las cajas de ahorros.

Morosidad de la banca

En un mes, los impagos se redujeron en seis centésimas, desde el 4,57 %, registro que repetía el del mes precedente, según estos datos.

Junto con el dato global que recoge la mora del sector, el Banco de España publica cada mes el porcentaje de impagos agregado de bancos, cajas y cooperativas (cajas rurales), por un lado, y, por otro, el de los establecimientos financieros de crédito (EFC), que financian la compra de grandes bienes de consumo.

La mora conjunta de bancos, cajas y cooperativas mejoró en 0,34 puntos básicos en 2020, al pasar del 4,78 % al 4,44 %, que es su registro más bajo desde junio de 2009.

Los créditos dudosos de este grupo de entidades bajaron en 2.077 millones de euros, hasta los 52.224 millones, con un volumen de financiación de 1,174 billones, frente a los 1,135 billones de un año antes, según los mismos datos.

Establecimientos Financieros de Crédito

Por último, en los Establecimientos Financieros de Crédito (EFC), especialistas en financiar grandes bienes de consumo, la mora empeoró en 1,38 puntos básicos en 2020 y se situó en el 6,51 %, debido a la caída del volumen de financiación en el año del covid-19, hasta los 41.305 millones, desde los casi 51.000 de diciembre de 2019.

Por el contrario, el saldo de dudosos se mantuvo en niveles más parecidos, al pasar de 26.160 a 26.870 millones.