La Comisión de Nombramientos, Retribuciones y Gobierno Corporativo de Indra, la misma que desde el lunes está analizando el cambio de presidente impuesto en la multinacional española por el Gobierno, ensalzó hace menos de tres meses la figura de Fernando Abril-Martorell, y le premió con 1,7 millones de euros en acciones y otros 0,7 millones de euros, la mayoría en efectivo.

La comisión, presidida por Alberto Terol, consejero independiente de Indra, y que en la actualidad es consejero también, entre otras compañías, de International Airlines Group, se reunió para valorar la consecución de objetivos de los principales ejecutivos y directivos de Indra una vez finalizado el ejercicio 2020, correspondiente al sistema de retribución variable a medio plazo, y también a corto plazo.

Al evaluar los objetivos individuales de Abril-Martorell, la comisión evaluó "enormemente" que, pese a la crisis provocada por la pandemia, se habían conseguido en buena medida los objetivos de transformación estratégica.

La comisión presidida por Alberto Tero consideró clave la figura de Abril-Martorell y su capacidad de liderazgo

La figura del presidente, concluyó la comisión, "se considera que ha sido clave, tanto en lo que se refiere al liderazgo ejercido en relación con la estrategia, como por la determinación y agilidad en la adopción de decisiones claves para la consecución de los objetivos (...)".

La comisión presidida por Alberto Terol valoró adicionalmente la "capacidad de liderazgo" de Abril-Martorell sobre los consejeros directores generales, "el impulso que ha realizado de sus iniciativas", y la "importancia que su gestión" tuvo para lograr los objetivos marcados.

La consecución de objetivos determinó la entrega a Abril-Martorell de acciones valoradas en 1,7 millones de euros el pasado 16 de marzo, según informa Indra en su último informe de gobierno corporativo y en el de remuneraciones.

Marc Murtra, el presidente propuesto por SEPI, ha trabajado en el Ministerio de Industria y en banca privada

La comisión también evaluó el papel de Fernando Abril-Martorell en relación con los componentes variables a corto plazo de los sistemas retributivos.

En este caso también valoró positivamente "la demostrada capacidad de reacción" que tuvo el presidente ante la situación creada por la covid-19 "y la rápida adopción y ejecución de medidas eficientes al respecto".

Estas conclusiones positivas se tradujeron en un pago de 0,69 millones de euros. De conformidad al plan de retribuciones, el 70% de dicha cantidad se entregó en efectivo el pasado mes de marzo.

Desde la compañía se ha indicado a este diario que Abril-Martorell se redujo el pasado año la retribución fija en 257.500 euros, por decisión voluntaria de reducir varios meses esa percepción fija debido al efecto de la covid.

En cuanto a la percepción de las acciones del grupo valoradas en 1,7 millones, la compañía recuerda que el incentivo fue inferior al que le hubiera correspondido sin el efecto de la pandemia, que impidió alcanzar el 100% de los objetivos. Por el trienio 2015-2018 Abril-Martorell recibió acciones valoradas en 5,5 millones.

Murtra, el sustituto propuesto

El lunes trascendió que la persona elegida por la SEPI para presidir Indra es Marc Murtra, socio fundador de la consultora Crea Inversiónmanaging partner de la consultora Closa, y que fue jefe de gabinete del exministro de Industria Joan Clos.

La comisión presidida por Alberto Terol debe elaborar un informe sobre la idoneidad del candidato, que después será trasladada al consejo de administración del grupo. De acuerdo a fuentes cercanas al consejo, dicha reunión tendrá lugar hoy jueves. El grupo pretende convocar junta ordinaria de accionistas el próximo día 30 de junio.

El tiempo que se está tomando la comisión de nombramientos de Indra, reunida entre el lunes y el miércoles, también este miércoles, para analizar la designación propuesta, da idea de las dificultades por las que pueda estar pasando para encajar el nombramiento.

La SEPI es el primer accionista de Indra, con el 18,7% del capital, y el Gobierno es el principal contratista de la empresa. En representación del organismo público se sientan en Indra el exministro de Industria con José Luis Rodríguez Zapatero, Miguel Sebastián, y el exdiputado por el PSOE en Sevilla, Antonio Cuevas, quien también forma parte de la comisión de nombramientos de Indra.