La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha propuesto a las Comunidades Autónomas habilitar un Fondo de Liquidez Autónomica (FLA) extraordinario a un tipo del 0% para que puedan cubrir el desfase presupuestario en el que han incurrido en 2019 al no haber ingresado la liquidación de una mensualidad de IVA pendiente desde 2017, equivalente a unos 1.500 millones de euros. 

"El Gobierno pondrá a disposición de las comunidades autónomas un extra FLA con un tipo de interés del 0% para financiar el mayor déficit provocado por el IVA y para evitar perjudicar a los proveedores", ha anunciado Montero a los consejeros autónomicos durante la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera celebrada esta tarde en el Ministerio. 

El hecho de que las comunidades autónomas no hayan recibido la liquidación de una mensualidad de IVA correspondiente a 2017, "no ha provocado recortes del gasto de las Comunidades Autónomas", ha explicado Montero durante la reunión, pero al haber gastado ese dinero han incurrido en más déficit en 2019.

Dado que esa desviación del déficit no es culpa suya, Hacienda ha decidido no computar la parte del déficit que se haya producido por el efecto de no recibir el IVA de un mes a la hora de estimar si una comunidad ha cumplido o no el objetivo de 2019.

"Esto significa que si una comunidad tras descontar el efecto del IVA cumple con el objetivo de déficit no tendrá que presentar un Plan Económico Financiero (PEF)", ha señalado Montero.

Más déficit permitido para 2020

La ministra además ha flexibilizado la senda de déficit propuesta, hasta el -0,2% del PIB para 2020, permitiendo a las Comunidades Autónomas incurrir en un desfase presupuestario de 2.500 millones de euros. 

"El objetivo de déficit para 2020 se modera para dar más margen a las comunidades y queda fijado en el 0,2%. Esto supone dos décimas más que la senda vigente (aprobada por el Gobierno del PP en 2017) y que establecía equilibrio presupuestario para las comunidades este año", apunta.