Tras toda una vida de duro trabajo, llega la jubilación. Y uno de los mejores lugares para retirarse y disfrutar de la pensión es España. Así se desprende de un estudio de la inmobiliaria Audley Villages, especializada en viviendas para jubilados, publicado este lunes. Las generosas prestaciones proporcionadas por el Estado y la buena salud de los españoles han colocado al país como el primero de los 37 de la OCDE con mejores condiciones para jubilarse.

España también posee la jubilación más larga, de 22 años de media. Además, los españoles también tienen una de las edades de retiro más tempranas, de 62 años de promedio, y la esperanza de vida más larga, cerca de los 84 años de media.

En lo que respecta a la cuantía de las pensiones, los españoles cobran el equivalente al 83,4% de los ingresos previos a la jubilación. El país también cuenta con el grado de salud más alto, un indicador que analiza los riesgos para la salud, la disponibilidad de agua potable, la desnutrición y las causas de muerte.

El segundo en la clasificación, Grecia, tiene una edad media de jubilación de 60 años, aunque las prestaciones que cobran los griegos son menos generosas y los ingresos que cobran de media los jubilados cubren de promedio un 51,1% de las ganancias que obtenían en su vida laboral. El bajo coste de la vida y el alto número de médicos de cabecera por cada 1.000 habitantes (6,3) lo compensan.

El tercer lugar en el podio lo ocupa Austria, ya que cuenta con una asignación para los jubilados que cubre el 89,9% de los ingresos previos al retiro.

La mejor capital

Madrid se lleva también la medalla de oro y se convierte en la mejor capital de los 37 países analizados para los jubilados. En el caso de Grecia, aunque se lleva la medalla de plata como segundo mejor país para retirarse, su capital Atenas queda por detrás de Viena (Austria), que queda segunda como mejor ciudad para jubilados por sus precios económicos y sus planes de ahorro.

Empezando por la cola, Bratislava (Eslovenia) es la que peor puntúa como capital para los jubilados por tener una de las expectativas de vida más bajas, con una media de 78 años. También posee una de las comunidades en edad de retiro más pequeñas, con tan solo 40.677 personas con edades superiores a los 65 años.

A pesar de tener la población más grande de personas mayores de 65 años, con 2.929.678, la Ciudad de México ocupa tan solo la posición 35. La capital mexicana cuenta con la segunda edad de jubilación más longeva (68,9) y el tercer salario anual promedio más bajo (7.368,23 dólares).

Las capitales más asequibles para los jubilados

A pesar de estar en el último lugar de la clasificación general de ciudades, Bratislava puntúa muy alto en algunos indicadores como el precio de la vivienda, el coste de servicios como el de gimnasio o el coste de la comida, lo que la convierte en la ciudad más económica para los jubilados. Más del 91% de sus habitantes poseen una casa en propiedad, lo cual aumenta su seguridad financiera. Una pareja solo necesitará gastar un promedio de 41,50 dólares para poder salir a comer.

Ankara, Turquía, cuenta con el precio de la vivienda por metro cuadrado más barato (742,19 dólares), pero a pesar de ello el 41% de la población no posee casa en propiedad. Ankara es también la ciudad más barata en cuanto a la comida, y una pareja debe pagar solo 15,64 dólares para disfrutar de una comida de tres platos en un restaurante de gama media.

Madrid logra clasificar en la lista de ciudades más baratas, pero queda en la posición 15 por el alto coste que tienen los servicios y los restaurantes en comparación con otras ciudades.

Metodología

Audley Villages ha creado un índice ponderado que analiza 14 métricas que incluyen indicadores como la salud, planificación, coste de vida y de la vivienda. Los 37 países que se han incluido en el estudio se han comparado con los indicadores seleccionado y de ahí ha salido la puntuación de cada país y ciudad.