"El sistema bancario no ha provocado la crisis económica y los bancos sufrimos como el primero las consecuencias de la crisis. Si el banco comete errores con el crédito el primero el pagar las consecuencias es él", ha asegurado el presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), Miguel Martín. En una entrevista en TVE, Martín ha defendido el rescate de bancos con dinero público (como en el caso de Banco de Valencia, comprado por La Caixa pero con 4.500 millones de euros públicos de ayudas) antes que liquidarlos, ya que "cerrar una entidad significa devolver todos los pasivos y todos los activos, y eso es mucho más caro que cualquier proceso de reestructuración".

El representante de la asociación bancaria ha apostado por que las entidades en crisis "se vendan, porque reestructurar o capitalizar lleva muchísimo tiempo y tiene un grave interrogante sobre si se cumplirán los objetivos". También ha querido defender la gestión de los bancos privados en contraposición con las cajas, que bajo su punto de vista lo han hecho mucho peor que los bancos.

Con respecto a la crisis de los desahucios, Martín ha quitado responsabilidad a la Ley Hipotecaria, asegurando que está bien como está, ya que los desahucios "son consecuencia de la crisis y del aumento del desempleo". Martín ha asegurado que las entidades bancarias seguirán haciendo todo lo que esté en sus manos para que se produzcan los menos desahucios posibles.