Danone España ha confirmado este lunes que despedirá a 153 trabajadores de la multinacional, lo que supone casi el 8% de su plantilla, con el objetivo de impulsar la digitalización y modernización de la compañía con el objetivo de recuperar cuota de mercado, aumentar las ventas y volver al crecimiento rentable y sostenible.

En concreto, la multinacional ha informado a Europa Press de que este plan se llevará a cabo de "forma transparente a través del diálogo y el consenso" con los representantes de los trabajadores, por lo que prevé abrir en los próximos días el período de negociación con los empleados en sus tres filiales (Essential Dairy & Plant Based, Waters y Specialized Nutrition) para llegar a "soluciones consensuadas y de común acuerdo" para el cambio de modelo operativo.

Este plan de transformación, denominado 'Local First', fue anunciado por el grupo el pasado mes de noviembre y se aplicará en todos los países en los que opera, afectando a un total de 1.850 trabajadores en todo el mundo.

Menos costes

La multinacional ha precisado que esta iniciativa busca conseguir una estructura de costes más competitiva y que gran parte del ajuste se reinvertirá en impulsar sus marcas, buscar nuevas oportunidades de crecimiento y potenciar una plataforma digital de análisis de 'Big Data' para detectar nuevas tendencias de consumo.

Con este plan de transformación, Danone responde al estancamiento del sector en la última década que ha provocado una importante reducción de las ventas y de la cuota de mercado de la compañía en ese periodo.

De acuerdo con el plan presentado, la multinacional tiene la intención de modernizar y agilizar su modelo operativo sobre tres pilares estratégicos, el primero de ellos a través de un cambio organizacional. La multinacional quiere dotar de un modelo operativo común a las tres filiales, lo que le permitirá ganar velocidad en sus procesos internos a la hora de dar respuesta a la demanda del mercado.

Otro de los pilares del programa está en agilizar los procesos de toma de decisiones para "ganar rapidez y eficiencia" dentro de la organización, lo que supone dotar a los países de mayor poder y responsabilidad en la operativa local para tener una mayor eficacia operativa, con costes menores y una mayor rentabilidad para impulsar un crecimiento rentable y sostenible.

El tercero consiste en la creación de una plataforma digital de análisis de 'Big Data' para detectar las tendencias de consumo en tiempo real y así ganar agilidad en la respuesta a la demanda de los mercados locales.

Danone ha avanzado que prevé "importantes inversiones" económicas para el lanzamiento de la nueva plataforma digital y el refuerzo del 'e-commerce', además de recursos materiales y humanos con la incorporación de nuevos perfiles profesionales y la adaptación de otros.