Globalia y Barceló suspenden temporalmente la fusión de sus divisiones de viajes ante la crisis que ambas atraviesan por la covid-19. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) dio luz verde a la operación hace un mes después de que ambas compañías activaran un plan 'b' para conseguir la bendición y acelerar lo procesos, pero finalmente la situación es tan crítica que han decidido continuar por separado y ver qué empresas sobreviven cuando pase la 'tormenta', según explican fuentes cercanas a las compañías a Vozpópuli.

Llegados a este punto, con ambas empresas inmersas en Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) y la mayoría de las agencias y turoperadores sin apenas actividad desde marzo, los líderes de la negociación, Simón Pedro Barceló y Javier Hidalgo, consideraban difícil ultimar los términos de la fusión y calcular cuánto vale cada compañía.

En este sentido, con las agencias reabriendo de nuevo estos días, los grupos turísticos dan marcha trás y esperarán a que pase el verano para ver cómo queda cada grupo y si retoman la fusión, según adelanta este lunes El Confidencial y ha podido confirmar este medio.

El plan aprobado por Competencia el pasado 8 de mayo y adelantado por Vozpópuli pasada por ceder a Barceló el control exclusivo de la sociedad Gestión de Viajes Deneb SL, creada en junio de 2019 por la familia Hidalgo y de la que hasta ahora es administradora única Globalia. Además, en los nuevos términos, las compañías iban a vehicular la operación a través de una sociedad participada al 50% pero la gestión y administración recaerá sobre Barceló.

1.500 agencias de viajes

Globalia pretende sumar a este entramado de empresas (Halcón Viajes, Viajes Ecuador, Geomoon, Global Corporate Travel y Tubillete.com); así como las divisiones mayoristas Travelplan, Iberrail, Touring Club, Marsol y Welcomebeds. La compañía abrirá sus 300 agencias de Halcón Viajes y Viajes Ecuador este lunes. 

El grupo mallorquín cuenta con alrededor de 20 sociedades dedicadas a la organización de viajes y al transporte que se engloban bajo la marca Ávoris. En él se integran las agencias de viajes B the travel brand y WÄY y sus marcas online Iberojet y Muchoviaje; los turoperadores Viva Tours, Catai, Quelónea, Jolidey, Rhodasol, Bedtoyou, Special Tours, LePlan, LeSki, LeMusik, Nortravel y Jadetravel; y las aerolíneas Evelop y Orbest. Las agencias de Barceló esperarán al 15 de junio para reabrir sus puertas.

La fusión tiene como objetivo crear un gigante que aspira a disputar la primera plaza al rey del sector: Viajes El Corte Inglés. La compañía resultante contará previsiblemente con 1.500 puntos de venta, una nómina de más de 6.000 empleados y una facturación que supera los 2.600 millones de euros.